No hubo acuerdo con Autobuses y no se sabe qué pasa con el servicio

Este jueves se cumple el sexto día sin servicio de colectivos en Santa Rosa. Volverían a reunirse la municipalidad y la empresa para buscar una salida.

La reunión del miércoles por la noche entre el intendente Leandro Altolaguirre y los directivos de la empresa santafesina Autobuses Santa Fe pasó a un cuarto intermedio hasta este jueves. Fue en "buenos términos". La empresa no reanuda, en lo inmediato, el servicio que dejó de prestar el sábado a las 00 horas.     

Además de Altolaguirre por la municipalidad participaron el secretario de Gobierno, Fernando Pina, el secretario de Hacienda Luis Evangelista, el director de Servicios, Pablo Pera Ibarguren y el subdirector  de Transporte Rodolfo Fiks.

Por Autobuses, intervino el gerente genereal Lucas Fernández (quien llegó desde Villa Carlos Paz) y el gerente local, Julio Beverinotti.

Pera Ibarguren explicó que "la reunión fue en buenos términos. Pasamos a un cuarto intermedio". Desde la municipalidad no informaron, en forma oficial, cuál fue el pedido de la empresa pero Pera Ibarguren dijo que "lo han dicho públicamente los directivos". Beverinotti dijo que la pérdida de la empresa por el servicio en Santa Rosa es de 1,5 millones de pesos mensuales.

En relación a las sanciones a Autobuses por dejar el servicio, los funcionarios explicaron que siguen la vía administrativa.

La municipalidad santarroseña comprobó que de las 31 unidades con que Autobuses Santa Fe presta el servicio con 31 unidades. "Nosotros les requerimos que nos informen porqué se fueron. Nos dijeron que era por problemas mecánicas, con fines de reparación", explicó Pera Ibarguren.  

El intendente Leandro Altolaguirre y sus funcionarios tenian previsto la reunioón este miércoles con los directivos de la empresa Autobuses Santa Fe, para intentar encontrarle una solución al corte del servicio del transporte urbano de pasajeros que dispuso la empresa desde las 0 del último sábado. Hace cinco días que los usuarios santarroseños no cuentan con colectivos.

Los empresarios afirman que el servicio funciona a pérdida con un boleto de 26,80 pesos y reclama que el gobierno provincial les brinde gas oil subsidiado. El jefe comunal apoya ese reclamo. El servicio entró en emergencia a principio de año, cuando el presidente Mauricio Macri eliminó los subsidios al transporte. Después Santa Rosa consiguió la asistencia de un Fondo Compensador, pero son menos recursos de los que se perdieron.

La reunión estaba prevista al mediodía pero los directivos de la empresa no arribaron a la ciudad en ese horario. Los colaboradores de Altolaguirre aguardaron un aviso para fijar el horario del urgente encuentro. Finalmente la reunión se concretó en la tarde-noche.

Altolguirre sí se reunió por la mañana con los representantes de los choferes, dirigentes de la UTA (Unión Tranviarios Automotor).

"Estamos muy preocupados por la gente, no sabemos con qué va a salir Autobuses. Queremos una solución a este conflicto. La gente está parada, no sabemos qué va pasar, si quedan sin trabajo, son 80 familias", señaló José Álvarez, del gremio.

"Los colectivos no tienen ni la llave. No están yendo los choferes, para qué, para toma frío allá. Pero si nos avisan, estamos a disposición de la empresa, en una hora salimos", indicó.

Temas en esta nota: