El PJ y el kirchnerismo impusieron un dictamen en contra sobre el decreto de extinción de dominio, pero seguirá vigente hasta que no lo derogue el recinto. También invalidaron el DNU que habilita la licitación de frecuencias de Arsat y el que elimina la secretaría del Deporte.