Vecinas solidarias hacen barbijos gratis

General Pico (Agencia) - El pedido de una hija policía a su madre, con conocimientos de costura, disparó en Pico una movida solidaria de cuatro mujeres que confeccionan barbijos y los entregan gratuitamente a quien los necesite. La acción, como varias que en este tiempo de pandemia se ve, surgió en uno de los barrios humildes de la ciudad y de gente a la que tampoco le sobra, por eso comenzó con sus pocos recursos económicos y ahora cuenta con una colaboración del Estado en materiales.

“Esto empezó el día antes de la cuarentena, mi hija, que es policía en Santa Rosa, me llamó diciéndome que les habían entregado cuatro barbijos para toda la comisaría y tenían que estar en la calle”, contó la vecina piquense Silvia Martín.

Y explicó que en ese momento “salimos con mi marido a comprar tela, elástico y todo lo que hacía falta para empezar a hacer barbijos para mi hija. Empezamos a hacerlos a mano porque la máquina de coser no funcionaba, le mandamos una foto del primer barbijo y mi hija subió una foto a las redes y todos sus compañeros empezaron a llamarla para ver si su mamá hacía barbijos. A las dos horas teníamos a diez policías en la puerta pidiéndonos barbijos, pero a mano podíamos hacer a lo sumo diez en una hora. Y así empezamos, por la necesidad de mi hija”.

Silvia recordó que “compramos bastante tela al principio y teníamos cortados más de 100 barbijos para hacer, pero no dábamos abasto cosiéndolos a mano, por eso me crucé a lo de mi vecina del fondo, Gloria, para pedirle ayuda con su máquina, y se sumaron su hija, Belén, y Olga, entonces nos pusimos las cuatro de cabeza en esto que se nos está yendo de las manos, estamos repartiendo más de 150 por día, todos los que hacemos”.

Rocío, otra de las mujeres que pasan horas detrás de la máquina, también puso de su dinero para comprar más material y cuando la materia prima ya escaseaba “se enteró una señora que trabaja en el Ministerio de Desarrollo Social, quien se puso a disposición y ofreció el material que necesitáramos, así que nos está trayendo rollos de tela, elástico, alfileres, el material que necesitamos”, señaló.

Para todos

Silvia aclaró sobre los barbijos solidarios que “le damos a todo el mundo, no cobramos ni diez centavos, aunque el que tenga tela, elástico o alfileres para donar se lo aceptamos. Pero los barbijos no se cobran, y no le damos solo a la Policía, a las postas, bomberos, geriátricos, remises, sino a cualquier persona que los necesite. Todos los días entregamos por la ventanita”. La dirección donde entregan los elementos de protección es calle 25 Nº 146, entre 4 y 6.

La mujer justificó el trabajo que desarrolla junto a sus compañeras en que “en las farmacias si se consiguen son carísimos, ahora hay gente que los publica por Facebook y los cobra, pero hay mucha gente que no está trabajando y no tiene el dinero para comprarlos, lo poco que tiene debe destinarlo a comprar comida”.

La vecina aclaró por otra parte que “tomamos también nuestros recaudos, tenemos alcohol en gel, ellas viven las tres juntas y yo vivo en el fondo, así que a la calle no salimos porque, además, no tenemos tiempo”.
Mientras entregan todos los barbijos que confeccionan, ahora proyectan hacer camisolines para policías que trabajan en la calle. Y fundamentan el nuevo proyecto solidario en que “no se olviden que los primeros que van a los domicilios a contactar a la gente son los policías, después van los médicos para el traslado”.

Temas en esta nota:

El Diario de La Pampa

Fundado el 3 de Mayo de 1992
por el Doctor Antonio Nemesio

Oficina Comercial:
José Ingenieros 855, Santa Rosa, La Pampa
Tel: (02954) 411117/18/19/20