“Sigo siendo una pampeana en Buenos Aires”

Franca González se presentó en la Casa de La Pampa en Buenos Aires. Participó del segundo encuentro del ciclo de charlas motivacionales “Vamo! Pampeanos que inspiran”.

La cineasta piquense Franca González participó del segundo encuentro del ciclo de charlas motivacionales “Vamo! Pampeanos que inspiran”, organizado conjuntamente por la Casa de la Juventud Pampeana y la Casa de La Pampa en Buenos Aires.

La actividad tuvo lugar el jueves en la sede de la representación provincial y contó con la presencia del subsecretario de Juventud de La Pampa, Pablo Ferrero, y del responsable de la Casa de la Juventud Pampeana en CABA, Agustín García.

En un ambiente relajado e intimista, Franca González contó a un grupo de jóvenes estudiantes cómo fue su llegada a Buenos Aires, su paso por París, donde vivió dos años, y su desembarco en el mundo del cine documental.

“Uno como pampeano cuando llega a las grandes ciudades tiene una sensación como de extrañeza, como de no pertenencia. Y después de tener más años viviendo en Buenos Aires que en La Pampa siento que eso nunca se perdió. Yo sigo siendo una pampeana en Buenos Aires y eso lejos de coartarme experiencias me sumó muchísimo, me sumó sensaciones y emociones que los otros no tenían y que de algún modo fueron una marca en todo lo que hice. Lo vivo desde un lugar de mucho orgullo, de mucha pertenencia”, explicó González. “A veces los pampeanos dicen ‘Franca ya no es pampeana, hace más años que está en Buenos Aires que acá’. Sin embargo yo siento lo contrario, cada vez es más fuerte ese pertenecer a un lugar”, añadió.

En la actualidad la realizadora piquense se encuentra produciendo una serie documental para el Canal Encuentro llamada “Había una vez un pueblo”. Y en 2018 estrenó la película “Miró. Las huellas del olvido”, que cuenta la historia de Mariano Miró, un pueblo pampeano literalmente tapado por la soja.

Por su parte, el subsecretario Ferrero destacó el ciclo Vamo! “La idea de Agustín García, que está al frente de Juventud acá en Casa de La Pampa, me pareció excelente porque el tema de la adaptación a una ciudad como Buenos Aires no es algo simple. Buenos Aires es una ciudad hostil para un joven o una joven que recién llega”, señaló el funcionario.

“Está bueno que gente como Franca y otras que van a pasar por el ciclo cuenten sus experiencias, cómo fue, con qué se encontraron en esta ciudad y con qué herramientas o dónde encontraron apoyo. Eso para nosotros es fundamental a la hora de poder darles esa opción a los estudiantes que vienen de La Pampa”, aseguró Ferrero.

“Vamo!” tiene como objetivo transmitir a estudiantes de La Pampa la experiencia de profesionales pampeanos que desarrollaron sus estudios e iniciaron su experiencia en el mundo laboral en Buenos Aires. El encargado de inaugurar el ciclo fue el emprendedor piquense Rodrigo Imas Ananía, uno de los fundadores de la cervecería Temple.

Temas en esta nota: