Serbia se quedó con el duelo ante EE. UU.

Los europeos ganaron por 94-89 y ahora pelearán por el quinto puesto ante República Checa.

"Que Dios se apiade de ellos", había dicho Sasha Djordjevic, si a EEUU le tocaba cruzarse con Serbia. Así fue, pero en una instancia poco esperada. Ambas selecciones fueron muy bien eliminadas en cuartos de final y el frente a frente entre dos potencias se dio en la reclasificación 5°-8°. El partido en Dongguan quedó en manos de Serbia por 94-89.

El comienzo de Serbia fue temible. Sumado a eso, EEUU parecía todavía estar dormido, como si no hubiese asimilado bien la elimiación que le impide defender el bicampeonato. Ese combo siginificó una diferencia tremenda (32-7), con un Bogdan Bogdanovic intratable (repasa el récord que rompió el primer cuarto del partido).

Igualmente, el equipo de Gregg Popovich logró entrar al partido en el segundo cuarto y acortó considerablemente la distancia para que el partido se tornara bastante interesante.

Serbia, con mucha autoridad, usó todas sus posibilidades en el poste bajo, además de la espectacular efectivdad (15 de 31) desde los tres puntos que tuvo el conjunto europeo. De esta manera, logró mantener una distancia de un dígito durante todo el desarrollo y EEUU, pese a la levantada de Kemba Walker y Chris Middleton, nunca pudo plantarse con autoridad en el partido. Lo del primer cuarto fue histórico y la remontada americana no fue suficiente.

Bogdan Bogdanovic fue la gran figura del partido, sumando 28 puntos, 4 rebotes y 6 asistencias. Además, ante un apagado Nikola Jokic, fue muy bueno el aporte de Vladimir Lucic, con 15 puntos. Serbia nisiquiera necesitó ganar la lucha rebotera (33-41) para plasmar su mejor básquet. Por el lado de EEUU, Kemba Walker reapareció en buen nivel para sumar 18 puntos y 8 asistencias, mientras que Harrison Barnes tuvo una interesante ráfaga para llegar a los 22 puntos. El triunfo fue para Serbia, que ahora enfrentará a República Checa que hoy venció a Polonia.

En el choque de europeos, sin pelea por plaza olímpica, República Checa fue más y se quedó con el partido de la reclasificación por 94-84. Polonia buscará un interesante séptimo lugar contra la golpeada selección estadounidense.

Tomas Satoransky tuvo otra gran presentación para tirar de los hilos de su selección, aportando 22 puntos y 12 asistencias. Además, otro de gran Mundial en la selección debutante fue Jaromir Bohacik, quien sumó 21 puntos. El goleador del encuentro fue Vojtech Hruban, con 24 unidades más 12 rebotes.

Está claro que Checa es una de las grandes revelaciones de esta Copa del Mundo FIBA con grandes rendimientos y victorias contundentes, pero Polonia también tuvo un gran certamen y chocará ante EEUU en su último partido. Adam Waczynski fue el máximo anotador polaco, con 22.

(Básquet Plus)

Temas en esta nota: