Hay un empresario interesado en operar el frigorífico Uriburu

El subsecretario de Cooperativas, Claudio Gordillo, afirmó que hay al menos un empresario interesado en hacerse cargo del frigorífico de Uriburu, que cerró sus puertas en las últimas semanas por una decisión de la cooperativa de trabajadores que llevaba adelante la planta desde hace más de dos años.

“Siempre hemos estado en contacto con los integrantes del Consejo de Administración. Han venido acá. Nosotros hemos ido. Desde hace un tiempo a esta parte se han venido sumando una serie de exigencias de SENASA que significan inversiones muy importantes para la planta”, señaló en declaraciones a CPETV.

“La cooperativa no está en condiciones. Y se agregan un montón de cosas que generan un combo, el aumento de las tarifas, no tiene gas natural la cooperativa, la baja en el consumo de la carne, y ahora la instalación de las balanzas fiscales. Tiene que invertir 200.000 pesos y hacer un depósito de garantías para operar este sistema, por un monto similar, por posibles multas que pudieran surgir”, explicó.

El funcionario también aludió al “cambio del rol de la matrícula”, ya que antes la cooperativa podía recibir a usuarios sin matrícula y hoy los clientes deben tenerla. El frigorífico solo actúa como “matarife”.

“La cooperativa ha decidido dejar de operar, continuar, mantener la cooperativa y las instalaciones ante la posibilidad de que aparezca algún empresario que pueda operar la planta”, indicó.

“Hace un año que venimos con cambios de normativas y cada cambio significaba una exigencia distinta, y en lo económico un esfuerzo importante. Se llegó hasta acá”, agregó.

Gordillo dijo que “en el corto plazo está la decisión de dejar de operar” y “poner a disposición de la jueza la planta hasta ver la posibilidad de que se acerque un empresario con posibilidades”.

El funcionario indicó que en las próximas horas se reunirá con un empresario del rubro cárnico, interesado en operar la planta. “No quiero abrir expectativas. Simplemente son conversaciones que pueden llegar a buen término o no”, completó.

Cabe recordar que la cooperativa de trabajadores que llevaba adelante el frigorífico de Uriburu, desde hace unos años, cerró sus puertas hace unos días. La última faena la hizo el 1 de marzo. Alrededor de 30 familias quedan en la calle, según confirmó la encargada de administración, Cintia Díaz.

Ya en julio de 2016 el presidente de la cooperativa, Benito García, había advertido que el aumento de tarifas y la baja de consumo de carne había puesto en jaque a la empresa recuperada que se reactivó a mediados de 2015 por gestiones de sus propios trabajadores.

El frigorífico de Uriburu, que permaneció durante más de tres años cerrado, se reactivó en junio de 2015. La planta recuperada como cooperativa de trabajadores fue reinaugurada en un acto oficial en el Club Estudiantes, del que participó el entonces ministro de Trabajo, Carlos Tomada, y durante el que habló la expresidenta Cristina Fernández a través de videoconferencia.

El frigorífico había quedado a cargo de los integrantes de la cooperativa de trabajo, conformada por 35 exoperarios de la planta, luego de dos años de paralización. Antes se dedicaba solamente a faenar yeguarizos.

Con el aval del Ministerio de la Producción consiguieron conformar la cooperativa y contar con el auspicio del Gobierno Nacional de ese momento para tareas de capacitación y puesta en marcha de las instalaciones. El frigorífico, en un proceso de quiebra, fue otorgado a la cooperativa de trabajo, y la intención del Gobierno Provincial fue reproducir lo realizado con la ex Luna Hermanos de General Pico, que fue comprada por el Estado pampeano y cedido a la cooperativa “La Histórica”, conformada por exempleados.

Temas en esta nota: