La CGT Regional no respalda el pacto nacional con el macrismo

Luis Faggiani, secretario general de la CGT de Santa Rosa, advirtió que “ningún acuerdo puede ser positivo para un trabajador, ninguna modificación en un gobierno de corte liberal va a ser en beneficio de los trabajadores”.

La Regional Centro-Sur de la Confederación General del Trabajo no respalda el pacto del triunvirato nacional con el macrismo: Luis Faggiani, secretario general, dejó en claro que no fueron consultados por los integrantes del triunvirato que avanzó en un arreglo con el gobierno nacional. Anunció que trabajará en contra de la sanción de una ley que perjudica a los trabajadores y anunció que numerosos espacios sindicales seguirán tras el camino que marcan la Corriente Federal de los Trabajadores -que comanda Sergio Palazzo-, las dos CTA y Pablo Moyano.

Faggiani consideró que “hay un debate interno (en la CGT) que es muy importante. La conducción acordó un texto con el gobierno nacional, que no tiene nada que ver con la propuesta original, igualmente ha generado un debate. Hay una porción de la CGT que no está de acuerdo y que va a trabajar para que esa reforma no pase”.

- ¿Ve el acuerdo de la CGT con el gobierno como algo positivo? -preguntó un periodista de El Diario.
- No positivo. Creo que no es tan grave como podría haber sido. Esa es la cuestión. Y es distinto: ningún acuerdo puede ser positivo para un trabajador, ninguna modificación de la Ley de Contrato de Trabajo en un gobierno de corte liberal va a ser en beneficio de los trabajadores. Nunca una reforma va a ser positivo, hay que dejarlo claro. No estoy de acuerdo con que se toque absolutamente nada.

- ¿Y no pueden plantear formalmente que el tema directamente no se trate?
- Lo que sucede es que la conducción de la CGT optó por hacer un acuerdo. Este acuerdo tiene que ser ratificado por el consejo directivo y algunos no van a estar. A las regionales no nos preguntaron si coincidimos con esto y nos estamos expresando de manera independiente. No estamos de acuerdo. Esencialmente con el tema de las indemnizaciones.

- ¿Es natural, en este contexto, que se arme un polo que nuclea a las CTA, a la Corriente Federal y a Pablo Moyano? ¿Cómo ve ese armado?
- La Corriente se ha venido expresando en contra del gobierno. Palazzo forma parte de la conducción, integra uno de los gremios más importantes y se ha expresado. Walter Correa, de Curtidores, fue candidato en Unidad Ciudadana y forma parte de la Corriente. Es una línea que se ha expresado concretamente en contra. El tema es que el espanto hace que cada vez más sindicatos se vayan adhiriendo a esa postura. El caso concreto ahora es el de Pablo Moyano en Camioneros. Asume la postura de enfrentamiento. Hay varios sindicatos más que van a ir en el mismo sentido y se van a movilizar de manera conjunta. Es un proceso que acaba de empezar, no sabemos cómo terminará en el Congreso. Hay que trabajar mucho para que lo que afecta a los trabajadores no pase. Hay que generar una discusión que no hubo. La Corriente pide que se reabra el Confederal y se vuelva a discutir, creo que no va a suceder. Será un trabajo que haremos en el Congreso. No le vamos a pedir a los radicales y al PRO que estén en contra, están a favor de flexibilizar. Vamos a trabajar con los legisladores peronistas para que no la voten.

Temas en esta nota: