La Fuchad dice que el proyecto de Portezuelo “no es viable”

Dicen que Mendoza "una vez más" quiere hacer obras sin importar consecuencias aguas abajo. Y que no se debe construir si simultáneamente no hacen un dique compensador aguas abajo.

La Fundación Chadileuvú dio a conocer un documento donde expresan sus motivos por los cuales consideran que el proyecto de la represa de Portezuelo del Viento “no es viable”, y reclaman que no se avance en la medida que se cumplan con todos los requisitos.

Durante una conferencia de prensa realizada este viernes, Héctor Gómez (presidente de la Fuchad), dijo que La Pampa tiene que "luchar contra la naturaleza humana de los mendocinos" al denunciar que esa provincia "una vez más" intenta realizar obras en un río interprovincial "sin importarle las consecuencias de lo que suceda aguas abajo".

Para Gómez, según la visión que tienen en la vecina provincia, "los ríos mendocinos podrán ser interprovinciales pero el agua es de Mendoza".

En el documento elaborado, plantearon que el Río Colorado -la obra se asentará sobre el Río Grande, su principal afluente- desde hace siete años atraviesa un crisis hídrica profunda. "La única provincia que aprovecha con plenitud las posibilidades productivas es la de Buenos Aires que tiene una superficie regada de casi 150 mil hectáreas. Para La Pampa, según el Tratado del Colorado podríamos regar hasta 85 mil hectáreas y hoy solo aprovechamos una cifra cercana a las 10 mil", advirtieron.

Desde Fuchad afirmaron que es "una mentira" que Portezuelo del Viento generará el 2% de la energía total del país con una potencia de 210 MW con tres turbinas. Citaron un estudio del año 1980 realizado para el CFI donde se indica que la represa “solo podrá generar 71.9 MW”. Para la institución, ese sobredimensionamiento “esconde el fin de realizar el trasvase al Río Atuel”. También, aseguran que la disponibilidad de aguas no alcanza para producir más de 75 MW.

También advierten que no se debe permitir la construcción si simultáneamente no se construye aguas abajo el dique compensador de Bardas Blancas. “La no construcción producirá graves daños en el cauce del Río Grande y afectará gravemente el riego de toda el área del Colorado hasta Casa de Piedra”. Además, apuntaron sobre el impacto “catastrófico” en el río mismo y sobre las otras tres centrales que hay sobre el Colorado (Los Divisaderos, Casa de Piedra y Salto Andersen) por la turbinación sin ese dique compensador.

Además, pidieron que los estudios incluyan el impacto que Portezuelo producirá sobre los 70 mil habitantes que usan a la vera del Colorado y los 150 mil habitantes de La Pampa que utilizan el Acueducto para uso humano; el futuro impacto del agua para uso humano para más de 600 mil habitantes que en La Pampa y Buenos Aires recibirán agua a través de los acueductos de Bahía Blanca y la ampliación del acueducto pampeano; el impacto sobre la salinidad del agua, la ictio fauna y las casi 160 mil hectáreas bajo riego en Neuquén, La Pampa, Río Negro y Buenos Aires.

“Como conclusión general, considerando las incertidumbres descriptas y el contexto internacional en materia de nuevas teconologías de generación, se considera que el proyecto carece del sustento suficiente para ser viable”, concluyeron.

Temas en esta nota: