Masiva manifestación en Barcelona por la unidad de España

La manifestación, que tiene por lema 'Recuperem el seny' (Recuperemos la sensatez), reúne a las cúpulas del Partido Popular y de Ciudadanos.
Cientos de miles de personas han inundado este mediodía el centro de Barcelona para protestar contra el proceso independentista y en favor de la unidad de España y de la Constitución. Bajo el lema "Recuperem el seny", la manifestación, convocada por la entidad Societat Civil Catalana, ha discurrido desde la plaza de Urquinaona y hasta el Pla de Palau y la estación de Francia. La marcha, que ha transcurrido sin incidentes, ha culminado con emocionados discursos de Mario Vargas Llosa y Josep Borrell, entre otros.

El manifiesto de Societat Civil Catalana leído al término de la marcha ha pedido acabar con la "marginación" de los catalanes no nacionalistas, así como con la "confrontación", la "confusión" y el "dolor" que, asegura, vive la población de Cataluña con motivo del 1-O. "Ningún actor político debe obviar que los catalanes no nacionalistas formamos parte del paisaje y que somos también sociedad catalana. Se acabó la marginación, tenemos derecho a ser escuchados y a ser tenidos en cuenta", reza el manifiesto.

El premio Nobel Mario Vargas Llosa ha cargado contra la "pasión nacionalista", ha tildado de "golpistas" a Carles Puigdemont, Oriol Junqueras y Carme Forcadell, y ha subrayado que la "conjura independentista no destruirá 500 años de historia" de la unidad de España ni la convertirá en un país "tercermundista".

Ondeando banderas españolas, los manifestantes han copado el centro de la ciudad. La dirección del Partido Popular se ha volcado en la marcha al asistir algunos de sus principales líderes parlamentarios, entre ellos, la presidenta de la Comunidad de Madrid, Cristina Cifuentes, y la ministra de Sanidad, Dolors Montserrat. La cúpula de Ciudadanos, con Albert Rivera e Inés Arrimadas, ha hecho lo mismo. El Partit dels Socialistes (PSC), que nunca ha secundado marchas de Societat Civil, ha llamado esta vez a manifestarse sin sumarse formalmente al acto.

El vicepresidente de Societat Civil Catalana (SCC), José Domingo, ha pedido al presidente de la Generalitat de Cataluña, Carles Puigdemont, que no cometa "la insensatez y la provocación" de declarar la independencia y ha llamado a "recuperar el sentido común". Domingo ha hecho estas declaraciones a los medios antes del inicio de la manifestación que pretendía, ha dicho, "visualizar que otra Cataluña existe".

Xavier García Albiol, presidente del PP en Cataluña, ha manifestado que en los últimos 20 años ha habido dos momentos históricos en los que los ciudadanos han salido calle. La primera, ha dicho, fue para defender el honor de Miguel Ángel Blanco, asesinado por ETA, y la segunda para defender la unidad de España. "Que sepa Puigdemont que no se lo vamos a permitir", ha afirmado el popular mientras los ciudadanos que le rodeaban coreaban: "Puigdemont a prisión".

La de hoy ha sido la mayor movilización organizada nunca por Societat Civil Catalana. Los organizadores han asegurado que 950.000 personas han desfilado por Barcelona. La Guardia Urbana de Barcelona lo ha cifrado en 350.000. Fuentes de la Policía Nacional en la capital catalana han estimado que la cifra en un mínimo de 400.000 personas. Los organizadores han fletado autocares desde otros puntos de España para facilitar la llegada a la manifestación. Muchos llegaron este sábado por la noche en AVE.

Esta mañana se ha celebrado una segunda manifestación, con un recorrido alternativo, a la que han acudido algunos grupos de extrema derecha, entre ellos Falange o Plataforma per Cataluña. Han participado en una concentración de protesta ante la Comandancia de la Guardia Civil en Travessera de Gràcia. Varios de estos grupos han realizado un recorrido alternativo y querían culminar la manifestación, en algunos casos, en la plaza de Sant Jaume y en otros en el Parc de la Ciutadella, a las puertas del Parlament. Societat Civil ha desplegado un férreo servicio de orden y ya advirtió que retiraría de su manifestación cualquier símbolo no constitucional.

Temas en esta nota: