Lammens se acerca a Unidad Ciudadana y armaría un frente con Donda

El presidente de San Lorenzo y aspirante a competir por la Jefatura de Gobierno, Matías Lammens, se distanció en las últimas horas de Roberto Lavagna e intensificó los contactos con el kirchnerismo y el espacio de Victoria Donda para armar un frente común en la Ciudad, impulsado por el "gesto" de Cristina Kirchner de bajarse de la postulación presidencial.

Lammens consideró que el "gesto" de la ex presidenta de ceder centralidad en las próximas elecciones "desengrieta" y allana el camino de la unidad con Unidad Ciudadana y Donda.

"Esta decisión tiene que ver directamente con el gesto de Cristina de perder centralidad, consciente de que la grieta genera problemas de gobernabilidad en la Argentina. Si eso se replicara en la Ciudad de Buenos Aires sería una oportunidad", sostuvieron fuentes cercanas al titular del club de Boedo en diálogo con NA.

Y agregaron: "La creatividad, la audacia y la generosidad que se le reclamaba a (Roberto) Lavagna, al final la tuvo Cristina para desengrietar. Lo que proponía Lavagna es lo que ahora propone Alberto (Fernández) en la Nación. Eso tiene que tener su traducción en la Ciudad".

De esta manera, Lammens toma distancia del ex ministro de Economía y del diputado nacional Marco Lavagna, con quien venía articulando en función de un proyecto que reflejara la "ancha avenida del medio" de la capital porteña, y se acerca a la idea de armar un gran frente opositor que polarice con Horacio Rodríguez Larreta.

Cerca de Lammens consideran que la oposición tiene en este 2019 "una oportunidad única de ganarle" al actual jefe de Gobierno, pero que esta posibilidad se diluye si se persiste con las recetas con las que viene fracasando sistemáticamente desde 2007, y que la condenan a la "testimonialidad".

"Si seguimos con los mismos esquemas el frente no va a ser competitivo. Matías tiene la posibilidad de sumar sectores y votos que no se identifican con el peronismo pero que son tan antimacristas como el kirchnerismo", indicaron.

Sostienen que un perfil como el de Lammens abre la posibilidad de recuperar lo que en su momento había conseguido con éxito Aníbal Ibarra, que es la "reconciliación de las dos grandes familias del progresismo: la tradición nacional y popular, y la de cuño republicano y liberal".

Con Alberto Fernández al frente del proyecto nacional, confiriéndole a la coalición un sesgo más moderado y socialdemócrata, Lammens cree que hay condiciones para integrar en la Ciudad una alianza con el peronismo sin el riesgo de ser considerado candidato K, lo que hubiera sucedido con Cristina a la cabeza. .

Los contactos entre Lammens y Unidad Ciudadana se multiplicaron desde el sábado, aunque no hay acuerdo todavía acerca de si habrá primarias con tres candidatos (Mariano Recalde, Victoria Donda y Matías Lammens) o si se podrá alcanzar una alquimia de unidad con una fórmula de consenso.

Desde el espacio Ampliar que empuja la candidatura de Donda, aclararon a NA que "en principio" el escenario de primarias se mantiene.

Fuentes cercanas a Recalde, en tanto, coincidieron en que "el escenario todavía no se modificó", pero reconocen que las gestiones con Lammens tomaron más vigor con la noticia del sábado.

"Nos parece muy positivo que el espacio que se esta construyendo se continúe ampliando. Con Matías es más fácil porque la discusión es más local. A Marco Lavagna lo seguimos invitando pero es más complicado porque él está más atado a las discusiones nacionales", contrastaron en declaraciones a esta agencia.

En el entorno de Lammens minimizan el hecho de que el presidente de San Lorenzo carece de un nivel de conocimiento alto, y en ese sentido recuerdan que a Néstor Kirchner "nadie lo conocía un mes antes de las elecciones" del 2003.

"Si vas a hacer un gran frente, el bajo conocimiento es una virtud, porque podés construir una imagen sobre la gente que no te conoce. La gente que te conoce ya tiene elaborados sus prejuicios", reflexionaron.

Los pergaminos de Lammens en San Lorenzo son destacables: a los 32 años, asumió al frente de un club al borde de la quiebra y lo rescató, en paralelo a logros deportivos.
"Lo que tiene lo hizo él. Arrancó con un quiosco, fue fletero y ahora tiene una distribuidora importante de vinos. En San Lorenzo hay 5.000 deportistas federados, 3.000 pibes becados de la villa de enfrente. Y fue el primer presidente de un club en profesionalizar el fútbol femenino", ponderaron.

Temas en esta nota: