Salud

Enfermedad de la Gota: qué es, cuáles son sus causas y cómo se previene

Se trata de una enfermedad reumática y autoinmune. Aunque aún existen algunos aspectos que aún se desconocen, otros son ampliamente aplicados con buenos resultados.

Hace no mucho tiempo, se hizo un congreso de reumatología en Córdoba. Pese a que muchas veces se escucha esta especialidad, lo cierto es que un reumatólogo es un especialista que no solo diagnostica, sino que además brinda el tratamiento para enfermedades osteomusculares (de hueso y músculo) y afecciones autoinmunitarias sistémicas, habitualmente denominadas enfermedades reumáticas.

Pero volviendo al principio, en ese encuentro los expertos advirtieron un aumento de la gota. ¿Qué es la gota? Es una enfermedad en la que se depositan unos cristales, unos uratos, en distintas partes del cuerpo. Puede ser el corazón, en los músculos, pero, especialmente, en las articulaciones pequeñas. Y hay una de ellas que es la más afectada, que es la del dedo gordo del pie, donde produce un ataque dolorosísimo que se llama podagra.

¿Por qué aumentó la gota en los últimos años? Porque la gente está con más sobrepeso, en muchos casos ha habido un aumento del consumo de alcohol, el sedentarismo, algunas dietas de moda, como por ejemplo el ayuno intermitente y la dieta Keto, el uso de diuréticos, a veces bien indicado por los médicos, a veces mal utilizado por las personas por cuenta propia.

¿Existe una causa de fondo? ¿Por qué si otra persona tiene esa misma conducta no la padecen? Bueno, hay una causa, como una tendencia genética, pero mucho no se sabe. Sí se sabe que si uno disminuye la cantidad de carne que consume, la cantidad de alcohol… y cuando me refiero a la cantidad de carne es cuando son cantidades de carne en forma exagerada. Si reduce el alcohol, las mollejas, el arenque, los mejillones, la soja, y el producto de soja.

Y usted, si se mete en la página de la Sociedad Argentina de Nutrición, va a encontrar todos los alimentos que le conviene evitar. Hay medicamentos nuevos y antiguos que son muy buenos también, tanto sea para el tratamiento del ataque, como para el tratamiento de la prevención y que el ataque no vuelva nuevamente.

No es tan frecuente como la obesidad, como la diabetes, pero es una enfermedad que está aumentando su prevalencia. Y si usted está haciendo, dice que está haciendo todo bien, pero lo mismo sigue con sus molestias, como cada vez que creemos que estamos haciendo todo bien, lo que conviene es chequear porque posiblemente algo está fallando.

Según la Clínica Mayo, esta patología "puede afectar a cualquier persona" y se "caracteriza por ataques repentinos y graves de dolor, hinchazón, enrojecimiento y sensibilidad en una o más articulaciones, a menudo en el dedo gordo del pie", los cuales pueden ocurrir "de manera repentina y con frecuencia". Esta manifestación provoca que "la articulación afectada esté caliente, hinchada y tan sensible que hasta el peso de la sábana puede parecer intolerable".

Entre los síntomas más comunes de la gota, que pueden aparecer y desaparecer, se identifican

Dolor articular intenso: esta enfermedad "suele afectar el dedo gordo del pie, pero puede producirse en cualquier articulación", entre las más comunes se encuentran: tobillos, rodillas, codos, muñecas y dedos. Según los expertos, "es probable que el dolor sea más grave dentro de las primeras cuatro a 12 horas después de que inicia".

Molestia persistente: cuando el dolor intenso desaparece, puede persistir una molestia articular que, incluso, se puede extender por algunos días o semanas. "Es probable que los ataques posteriores duren más tiempo y afecten más articulaciones", advirtieron desde la Clínica Mayo.

Inflamación y enrojecimiento: las zonas afectadas se inflaman, se tornan sensibles, se calientan y enrojecen.

Movimiento limitado: a medida que avanza la enfermedad, los pacientes pueden experimentar una menor amplitud de movimiento.

También te puede interesar...