La tapa de EL DIARIO de hoy

  • Farmacias de turno del día 3 de julio de 2022

    Los turnos son desde las 8:30 A.M. de la fecha indicada, hasta las 8:30 A.M. del día siguiente.

    SANTA ROSA

    AMERICA – Autonomista 1339 – Tel 415060
    CHANGOMAS – Av. Circ. Santiago Marzo 1550- Tel 4-23339
    DEL MUSEO - Pellegrini Nº 174 - Te: 4-13785
    LEAL – Rivadavia 101 – Te .4-20320
    PASCO - Yrigoyen Nº 123 - Te: 4-12910 // 4-22910

    GENERAL PICO

    CENTRO - Calle 12 N° 355 - Tel: 327992
    COLONIAL - Calle 111 Norte N° 448 (esq 10) - Tel: 434551
    URBEM PHARMA - Calle 11 N° 1616 - Tel: 333834
    VIDAL - Calle 33 N° 818 - Tel: 424946

    TOAY

    SANTA LUCIA - Av. 9 de Julio & Independencia

El legislador radical pampeano apunta al "empleo de tecnología de alta potencia que genera un alto consumo de energía eléctrica".

El diputado nacional pampeano, Martín Berhongaray, presentó un pedido de informes para establecer si "las áreas competentes del Poder Ejecutivo (tanto en materia energética y ambiental, como financiera o tributaria) tienen en estudio y elaboración medidas conducentes a evitar aspectos desfavorables vinculados al fenómeno tecnológico de las criptomonedas".

El proyecto está dirigido a los ministerios de Ciencia, Tecnología e Innovación, Ambiente y Desarrollo Sostenible, de Seguridad y de Economía de la Nación.

En la iniciativa, el legislador radical pampeano pide información respecto de:

"1.- si las áreas competentes en materia energética, ambiental, financiera y tributaria han tomado cuenta de la existencia del fenómeno tecnológico-financiero conocido como “criptomonedas”, y especialmente, de la incidencia de su generación/obtención respecto de las correspondientes competencias.

2.- en especial, si se ha atendido a que la existencia de subsidios al consumo energético –sumada a otras situaciones particulares de la economía y finanzas nacionales- brinda especial atractivo económico para radicar su producción (“minería”) en áreas extendidas del territorio nacional, transfiriendo así al conjunto de los habitantes buena parte de los costos.

3.- si existen estudios acerca de la importancia de esa producción y del consumo consecuente.

4.- si se ha evaluado la necesidad de implementación de políticas regulatorias y/o adoptado cursos de acción –y, en su caso, en qué consisten- acerca de las consecuencias financieras, tributarias e, incluso, vinculadas a la seguridad, de esa actividad".

Berhongaray sostiene que "los procedimientos seguidos para la creación de los activos electrónicos denominados “criptomonedas” y para su posterior administración bajo estrictos protocolos de seguridad requieren del empleo de tecnología de alta potencia que genera un alto consumo de energía eléctrica".

Y cita cálculos de la Universidad de Cambridge, que dicen que "para la generación de una sola de ellas, el Bitcoin, se emplean anualmente 118,28 teravatios-hora (TWh; un teravatio-hora es equivalente a un billón de vatios-hora -1012 Wh-) superior a la energía total consumida por los Países Bajos (110,682 TWh), y sólo ligeramente menor a la utilizada por la Argentina (125,03 TWh)".

"En la actualidad, el índice Consumo Eléctrico del Bitcoin (CBECI) elaborado por investigadores de la Universidad de Cambridge, ubica a la citada red en el puesto 31° del ranking mundial de utilización de la energía, un escalafón que es liderado por países como China (1° lugar) con 6453 TWh y los Estados Unidos (2°) con 3989 TWh (el consumo de toda la Argentina ocupa la posición 29°)", señala el diputado nacional.

También recuerda que "si bien la criptomoneda mencionada (“Bitcoin”) es la más conocida, existen otros tantos activos electrónicos (Ethereum, Dogecoin, Polkadot, Litecoin, entre otras muchas) que permiten inferir que los niveles de consumo de energía eléctrica destinada a la producción del conjunto de ellas puede elevarse a cantidades muy significativas".

"Es sabido que desde hace muchos años nuestro país subsidia el consumo de energía eléctrica a partir de fondos nacionales cuya fuente es tanto la recaudación impositiva como la emisión monetaria. A los subsidios acordados a determinados usos (residenciales) se suma, como potencial atractivo, tanto la existencia de facilidades financieras para adquirir los equipos necesarios para desarrollar la “minería”, como la posibilidad que brindan las criptomonedas de eludir ciertas limitaciones normativas impuestas a la demanda de moneda extranjera, además de la falta de presión impositiva sobre la tenencia de estas divisas electrónicas e, incluso, de la oportunidad que brindan para la circulación de capitales provenientes de actividades ilegales", dice en otra parte de la iniciativa.

"Al creciente requerimiento energético (un informe de Citigroup Inc. divulgado en abril de este año reportó un incremento del consumo del Bitcoin 66 veces mayor al de 2015), cabe añadir la enorme preocupación que generan las emisiones de carbono asociadas a esta minería, que deben ser puestas bajo la lupa y el escrutinio de los distintos gobiernos", añade.

Además, Berhongaray recuerda que "investigadores de la Universidad de Nuevo México habían estimado en 2019, es decir, antes de la fenomenal trepada de precios registrada en estos últimos años, que cada dólar de valor creado por el bitcoin generaba 49 centavos de daño a la salud y al medio ambiente en Estados Unidos".