Tapa de la Edición Impresa

  • Farmacias de turno del día 20 de mayo de 2022

    Los turnos son desde las 8:30 A.M. de la fecha indicada hasta las 8:30 A.M. del día siguiente.

    SANTA ROSA

    CALAMARI - Av. Luro Nº 56 - Te: 4-24382
    DON BOSCO - Coronel Gil Nº 15 - Te: 4-231O1
    FOLLMER – Argentino Valle Nº 672 – Tel. 417617
    VITALFARMA – Ameghino 713 – Tel 4-10500

    GENERAL PICO

    GUTIÉRREZ - Calle 18 N° 642 - Tel: 436353 Whatsapp: 2302-419687
    PLUS FARMA - Calle 9 N° 2515 - Tel: 334570 Whatsapp: 2302-582899
    TALLERES - Calle 12 N° 806 - Tel: 331665

    TOAY

    VIOTTI - Sáenz Peña 1229 - Tel: 38-1950

Por Mariano Fava (*)

La técnica de la conservación de forrajes por ensilado es quizás una de las más antiguas y a la vez vigentes que se conocen. El proceso consiste en picar finamente un vegetal para luego someterlo, por un proceso de prensado, a condiciones de anaerobiosis, de manera de favorecer la fermentación láctica del pasto.

 Cuanto más breve sea el tiempo de estabilizado de un silo, es decir la eliminación del oxígeno residual y la llegada a un pH de menos de 5 puntos (ácido), más cantidad y calidad de forraje conservado tendremos. Tanto el bolsón como la manta, en el caso del silo tipo búnker o tora, contribuyen a disminuir al mínimo la fase aeróbica de estabilización. Estos conceptos también son válidos en el caso del almacenaje en silo bola de grano húmedo.

El embutido de forraje, contra lo que se piensa comúnmente, es la situación que más exige al film de polietileno y en la que más problemas pueden devenir en caso de una rotura. Como regla general se recomienda el silo bolsa Premium de 230 micrones para la confección de silajes. Sin embargo, es posible usar la bolsa estándar o de 200 micrones sin mayores problemas, siempre y cuando se tengan en cuenta las recomendaciones del fabricante.

No debemos perder de vista que un film más fuerte redunda en un silaje de mejor calidad, pues si bien la compresión del forraje se da sobre las paredes del puente de la embutidora, motivo por el cual en las maquinarias más modernas el mismo es un tanto más prolongado que en modelos más viejos, un silo bolsa más fuerte permite darle más presión de trabajo a la embutidora sin superar el máximo estiramiento recomendado (10 por ciento).

Seguidamente vamos a mencionar 3 aspectos claves sobre los que se tiene que poner especial cuidado a la hora de hacer un silo bolsa de picado planta entera de maíz o sorgo:

1. Golpe de calor: es el enemigo número uno de los silajes de forraje. El mismo acontece sobre todo en los meses de diciembre y enero cuando transcurren 3 o 4 días con temperaturas máximas y medias muy por encima del promedio histórico para una zona. Este calor acelera mucho más los procesos fermentativos de estabilización de un silo de forraje picado, generando una producción de gas muy repentina y abundante, por lo que si el silo bolsa no permanece abierto en el extremo final al menos 3 o 4 días consecutivos luego de la finalización del mismo, se corre un alto riesgo de que el bolsón estalle desgarrándose el film y exponiendo el contenido al ambiente.

2. Maquinaria: este es otro tema importante. Las máquinas más modernas pueden adaptarse a 9 o 10 pies de trabajo tan solo con cambiar el semicírculo del puente donde se coloca el silo bolsa. Las máquinas adaptadas de manera casera, que no vienen de fábrica, pueden presentar defectos a la hora de hacer silo bolsas para los cuales no fueron diseñadas originalmente, fundamentalmente por tener un motor menos potente y un rotor más chico. Por otra parte, al inicio de una campaña es probable que los frenos a discos de la embutidora estén oxidados, generando algún inconveniente de regulación en los primeros silos bolsas confeccionados, hasta que se limpien los frenos de óxido.

3. Monitoreo: la primer semana posterior a la finalización de la confección de un silaje de forraje embutido es indispensable el monitoreo del bolsón, sobre todo en caso de condiciones climáticas de intenso calor. En caso de determinar zonas de hinchazón se recomienda la confección de un tajo en la zona superior en forma de cruz para permitir que salga la presión positiva. Dicho corte debe ser reparado una vez que pase esta fase de generación intensa de gas.

Estas son algunas de las recomendaciones a tener en cuenta a la hora de embolsar un silaje a fines de evitar que se rompa el bolsón, lo que no solo generará un trastorno logístico importante, sino que prolongará la etapa aeróbica más tiempo del deseado, con la consiguiente pérdida de cantidad y calidad de forraje.

Para finalizar vale destacar que el hecho de poder almacenar el forraje picado en silo bolsas de a 200 o 250 toneladas según empleemos bolsones de 60 o 75 metros de largo, respectivamente, permite poder tener picado disponible en distintos lotes del mismo campo, siendo la alternativa más adecuada para los planteos de autoconsumo, donde el animal "se sirve" el silaje directamente sin que tengamos que poner maquinaria en movimiento.

(*) Ingeniero Agrónomo (MP: 607 CIALP) - Posgrado en Agronegocios y Alimentos - @MARIANOFAVALP