El Gallito Canta  Tapas de la edición de papel  ico_radio.png

Tapa de la Edición Impresa

El departamento donde vivía Lucio Dupuy con su mamá y la pareja de esta cuando fue asesinado, fue desocupado este jueves. Con sorpresa, los vecinos del barrio fueron testigos de cómo los juguetes del niño fueron directamente tirados a la vereda.

juguete

No está claro quiénes fueron los que hicieron eso: si familiares de una de las dos mujeres o los dueños del departamento, que era alquilado.

Pero cuando vecinos y vecinas vieron que las cosas del niño estaban siendo llevadas por la gente que pasaba, decidieron resguardarlas y avisaron a la familia del papá.

Según publicó Silvia Gómez, abuela de Lucio, en su perfil de Facebook, quien vació el departamento habría sido la dueña. "Mil gracias a la gente que se comunicó. Pudimos recuperar cosas de mi nieto. Algunas cosas se llevaron pero entiendo y nos reconforta que puedan jugar algunos niños con los juguetes de Lucito", dijo.

"Pasada una semana del crimen, la Policía no entregó varias cosas de él. Lo que no entiendo a esa señora si teníaa tanto apuro por alquilar hubiese ido a la comisaría y así nos avisaban. Que Dios la perdone, yo no", advirtió.

El departamento de la calle Allan Kardec al 2.300 estuvo bajo custodia judicial hasta hace algunos días. Una vez finalizadas todas las pericias alrededor de la causa donde se investiga el terrible crimen de Lucio, la propiedad fue liberada.

Vecinos contaron que durante la mañana de este jueves llegó un flete y cargó muebles y otras pertenencias. En la vereda, como descarte, quedaron bicicletas, un colchón y bolsas con juguetes de Lucio.

casa de lucio 1

El niño murió el viernes 26 de noviembre. La autopsia dio por hecho que había sufrido una brutal paliza pero que además tenía lesiones previas. Por el hecho fueron detenidas su madra, Magdalena Espósito, y la novia de ella, Abigail Páez.

Ambas están detenidas en un centro penitenciario de San Luis, donde fueron trasladadas luego de gravísimos incidentes en la Seccional Sexta donde inicialmente fueron alojadas.

Están acusadas de homicidio simple, aunque en el caso de la madre tiene el agravante por el vínculo.