El gobierno de La Pampa informó que la medida entrará en vigencia a las 0 horas de mañana 17 de octubre pero se permiten de manera excepcional los encuentros familiares el domingo para conmemorar el Día de la Madre.

La localidad sumó este mediodía otros 5 casos y suma 21 activos de coronavirus. La decisión se tomó para reducir la circulación en un acuerdo entre el Intendente Horacio Lorenzo y las autoridades sanitarias de la provincia. 

Las actividades económicas no se interrumpen, se limitan completamente las reuniones sociales y familiares, pero se habilitó excepcionalmente la realización de este tipo de encuentros el próximo domingo con motivo del Día de la Madre. 

El pase a Fase dos dispone el Aislamiento Social, Preventivo y Voluntario como herramienta de contención del COVID-19.

Durante la vigencia de la medida la libre circulación de las personas dentro del límite de la localidad queda restringida sólo a casos de extrema necesidad. En igual sentido deben evitarse los traslados interurbanos desde o hacia la localidad afectada.

Asimismo se dispone que las oficinas públicas provinciales, a través de las autoridades competentes, deberán prever guardias mínimas para asegurar la atención al público, observando las medidas de prevención respectivas. Se “invitó” a la Municipalidad y a los Organismos Nacionales con sede en esa localidad a obrar en igual sentido.

Se suspenden las REUNIONES FAMILIARES Y SOCIALES EN DOMICILIOS PARTICULARES, pero se EXCEPTUA de esta prohibición las reuniones familiares previstas para el día domingo 18 de octubre, con motivo de festejarse el “Día de la Madre”

.