Inspectores municipales de General Pico recorrieron bares, restaurantes y birrerías. Buscan reforzar el cumplimiento de los protocolos.

La Municipalidad de General Pico llevó adelante durante toda la semana una campaña de concientización y refuerzo del cumplimiento de los protocolos de Covid-19 en los locales gastronómicos de la ciudad.

La tarea fue realizada por el equipo de trabajo de la Dirección de Habilitación y Control Comercial. Recorrieron bares, restaurantes y birrerías para chequear con los propietarios los protocolos a tener en cuenta para prevenir la circulación del COVID y comprometer a todo el sector en respetar dichas normas.

“Desde hace un tiempo sabíamos que existía la posibilidad de enfrentar una segunda ola como la que hoy estamos empezando a atravesar, por eso desde del municipio se reforzaron las inspecciones y el control del cumplimiento de los protocolos establecidos”, sostuvo Gabriel Martin, director del área municipal a cargo de los controles.

“Nuestra tarea es observar, notificar y sancionar a quienes no estén cumpliendo con cuestiones como la ocupación de los espacios, la cantidad de clientes que deben permanecer dentro de los locales, la colocación y correcta utilización de los cubre nariz, boca y mentón del personal, que estén disponibles los puestos sanitizantes y al alcance de la mano de cada cliente, que se respete la distancia entre las meses, todo lo que se venía trabajando ya a partir del inicio de esta pandemia en el 2020”, agregó el funcionario.