La tapa de EL DIARIO de hoy

Este fin de semana se registró una seguidilla de ataques contra mujeres: solo en la capital pampeana, hubo al menos cuatro.

Al violento episodio ocurrido en el interior de la Seccional Tercera, y dado a conocer ayer por El Diario, se le sumaron varios más.

Por ejemplo, una mujer denunció que su expareja la golpeó para que retire una denuncia en su contra, justamente, por violencia de género.

La víctima -quien estuvo tirada durante varios minutos- relato que su expareja estaba acompañada por otro hombre, de quien no sabe el nombre.

La denunciante explicó que mantuvo una relación durante cuatro meses con su agresor. Allí sufrió violencia verbal, física y sicológica.

Este domingo, alrededor de las siete de la tarde, su expareja la visitó. Y sin mediar palabras la golpeó. La mujer después de estar tirada llamó al 101. Pidió custodia y una medida de restriccción.

Por la fuerza

Una mujer de 30 años llamó al 101 cuando su expareja -un empleado rural, de 30 años, quien salió de la cárcel- fue a su casa, intentando ingresar a la fuerza.

Siempre de acuerdo a lo que pudo saber El Diario, en este caso la víctima se negó a hacer la correspondiente denuncia judicial porque consideró que "es perder el tiempo".

Asedio y violencia

Una mujer, de 20 años, denunció este fin de semana que su expareja -con la que tiene un hijo- fue a su domicilio, la subió a un auto y le rompió el teléfono celular.

De acuerdo a lo que pudo saber este diario de fuentes policiales, la agresión se inició el domingo, en la casa del barrio Atuel, donde vive la mujer.

La expareja -hace seis meses terminaron la relación- se presentó alrededor de las 14 horas. Cuando la subió al auto, el agresor manejó a alta velocidad, y la amenazó.

Cuando frenó el vehículo en Circunvalación y Paul Harris, luego de una carrera peligrosa y alocada, le sacó el celular. La mujer se bajó, pero el atacante le tiró el teléfono al suelo y se lo rompió.