El Gallito Canta  Tapas de la edición de papel  ico_radio.png

Tapa de la Edición Impresa

  • Farmacias de turno del día 16 de mayo de 2022

    Los turnos son desde las 8:30 A.M. de la fecha indicada hasta las 8:30 A.M. del día siguiente.

    SANTA ROSA

    AMERICA – Autonomista 1339 – Tel 415060
    CHANGOMAS – Av. Circ. Santiago Marzo 1550- Tel 4-23339
    DEL MUSEO - Pellegrini Nº 174 - Te: 4-13785
    LEAL – Rivadavia 101 – Te .4-20320
    PASCO - Yrigoyen Nº 123 - Te: 4-12910 // 4-22910

    GENERAL PICO

    CENTRO - Calle 12 N° 355 - Tel: 327992
    COLONIAL - Calle 111 Norte N° 448 (esq 10) - Tel: 434551
    URBEM PHARMA - Calle 11 N° 1616 - Tel: 333834
    VIDAL - Calle 33 N° 818 - Tel: 424946

    TOAY

    SANTA LUCIA - Av. 9 de Julio & Independencia

El hecho ocurrió en una casa ubicada sobre la calle Quinquela Martín 2650, de esta ciudad. Algunos de los intoxicados fueron trasladados al Hospital Lucio Molas. "Creo en los milagros de Dios... para mí fue un milagro", dijo Silvia, la dueña de casa.

sil

Una masiva intoxicación con monóxido de carbono puso en alerta a las autoridades policiales y sanitarias de la capital pampeana. Una bebé y otras dos nenas menores sufrieron desmayos y tuvieron que ser asistidos en el Hospital Molas.

De acuerdo a lo que pudo saber El Diario, todo ocurrió en una vivienda ubicada sobre la calle Quinquela Martín al 2650 en el barrio de Villa Germinal de esta ciudad.

La policía tomó conocimiento de la situación apenas pasadas las 8:00 horas e inmediatamente se inició un operativo de asistencia. En la casa había un total de 13 personas y 11 de ellos tuvieron algún síntoma.

Los casos más preocupantes fueron los de una bebé, que fue llevada por su madre en un taxi al Hospital "Dr. Lucio Molas", y otras dos nenas menores de edad fueron trasladadas al mismo centro asistencial en ambulancias luego de sufrir desmayos en la vivienda.

Poco después se corroboró que todo habría sido consecuencia de "un calefactor que quemaba mal".

 "Afortunadamente, todos están fuera de peligro... estaban un poco descompuestos, y con dolor de cabeza. Lo están atendiendo y no hay nada raro por ahora", confirmó una fuente policial consultada por este diario.

"Uno ya está de alta... dos están con 98 por ciento de saturación esperando la carnoxihemoglibina para irse de alta", agregaron desde el Hospital Molas.

"Un milagro de Dios"

casa monoxido 2

Silvia Noemi Sosa, 52 años, la dueña de casa, que dialogó en vivo con El Diario, contó el momento de desesperación que vivieron en la familia. "Creo en los milagros de Dios... para mí fue un milagro", sostuvo.

En la casa viven Silvia, junto a su esposo Jacobo Varas (58), y sus hijos Juan Gabriel, Rocío y Micaela. También sus nietos Olivia de 1 año, Benicio de 6, Teho de 7, Victoria de 9, Ana de 11, Luna de 11, Meteo de 13 y Fernando de 18 años. La familia es oriunda de Caleta Oliva. Silvia y Jaboco son pastores evangélicos.

El calefactor, según contó la mujer, había sido revisado hace dos semanas por un gasista de Toay al que identificó como José, quién -según dijo- les había recomendado "tapar la salida".

Anoche decidieron prenderlo por el frío. Incluso llegaron a percibir que la llama que emitía el artefacto era de color amarillo.

calefactor

En cuanto el grave episodio que les tocó sufrir, contó: "A las seis de la mañana mi hija Rocío me despierta y me dice que la bebé, Olivia, de un año, está muy amarilla y los ojitos se le van para atrás... pensamos que era un broncoespamo entonces llamamos un remis y salieron urgentes para el hospital", dijo.

Un rato más tarde, la abuela decide despertar a otros cuatro nietos para ir a la escuela. "Cuando los despierto a todos se levantan y una de las nenas se mete al baño... siempre tiene la costumbre de poner la traba, pero esta vez no la puso. Entonces otro de los nenes le pide que se apure... yo entro al baño y le pregunto si está dormida todavía, y me dice 'no abuela'. Cuando la miro ella está amarilla, sin color en los labios y se me desmaya. Ahí me doy cuenta de que los nenes están intoxicados con monóxido de carbono y le pego el grito a mi esposo y le digo que abra todo y saque a los nenes afuera".

"Mi nieto que tiene 18 años me saca a la nena de los brazos y la lleva para afuera... en eso estaban mis otras nietitas, que se quedan acá para ir a la escuela, también se desmaya  una de ellas", añadió. 

Para ese momento, luego de los pedidos de auxilio que hizo la familia, empezaron a llegar los patrulleros y ambulancias al lugar. "La agradezco a la policía, a las ambulancias y al hospital por el accionar que tuvieron... les dieron oxígeno acá a las nenas desmayadas y después nos atendieron a todos", destacó Silvia.

"La doctora de la ambulancia nos decía que tuvimos un milagro muy grande... me decía que si los nenes no hubieran tenido que ir a la escuela y nos hubiésemos quedado dormidos más tiempo, no sé que habría pasado. Hay un Dios que hace milagros", insistió.

calefactor1

Finalmente, la mujer adelantó que no descartan hacer una presentación judicial para que se investigue al gasista que les sugirió que taparan la salida de un calefactor no catalítico.