El Gallito Canta  Tapas de la edición de papel  ico_radio.png

Tapa de la Edición Impresa

El secretario de Energía, Matías Toso, pasó por la legislatura provincial a dar explicaciones sobre el cuestionado proceso licitatorio. Lo acompaño la presidenta de Pampetrol y el ministro Franco, que está en la comisión de preadjudicación.

El secretario de Energía, Matías Toso, la presidenta de Pampetrol, María Roveda, el vice, Julio Bargero, acompañados del ministro de Hacienda, Ernesto Franco, se presentaron este miércoles por la mañana en las comisiones de la legislatura provincial para brindar explicaciones sobre la licitación del área Medanito Sur, que finalmente quedará desierta. La exposición de los funcionarios se logró con el consentimiento del bloque del oficialismo.

 "No vemos que haya ninguna de las irregularidades que dijo el director Pérez", afirmó el secretario Toso, aunque confirmó que quedará desierta porque la única empresa que se presentó no cumple los requerimientos exigidos.

El director de Pampetrol por la oposición, el radical Hugo Pérez, había reclamado la anulación de la licitación y agitó sospechas de irregularidades porque "se cambiaron las reglas de juego",  según su visión. Por su parte, la propia comisión de preadjudicación recomendó a la empresa estatal no convalidar la propuesta que se había presentado en el proceso.

"Todo en regla"

"Está todo en regla, no hubo ninguna irregularidad, ni la comisión de adjudicación informó que se ha hecho algo mal. El dictamen recomienda a la asamblea de Pampetrol no adjudicar, pero no por irregularidades vinculadas a la licitación”, indicó a la prensa antes de ingresar al recinto.

"Puede haber alguna modificación a la licitación que tiene que ver con la posibilidad de separar la cuestión eléctrica del de los hidrocarburos, o se puede hacer un sistema mixto, sin embargo, esto tiene que ver con las competencias que tiene Pampetrol", señaló.

“Es una licitación que se va a declarar desierta porque la oferta no alcanzó los requerimientos que se pedían, que son muy duros, donde se exigen regalías de un 20% y una participación de Pampetrol no menor del 20 %", dijo.

"Se pedía una planta de generación de energía renovable, lo que implicaba una inversión mayor. Son condiciones exigentes porque en La Pampa tenemos esos estándares", adujo.

"Pérez cuestiona el procedimiento, pero no advertimos que haya ninguna de las irregularidades que expresó el director", concluyó.