La tapa de EL DIARIO de hoy

  • Farmacias de turno del día 4 de julio de 2022

    Los turnos son desde las 8:30 A.M. de la fecha indicada, hasta las 8:30 A.M. del día siguiente.

    SANTA ROSA

    BAGLIANI - Av. Mitre Nº 134 - Te:-4-17500 // 4-25820 2954 599667
    DEL SOL. - Av. San Martín esq. Urquiza Te: 4-18006
    PONCE - Av. Edison Nº 1248 - Te: 3-87778
    SADOWSKI – Av. Uruguay 681-Te: 4-18155

    GENERAL PICO

    SALUD VITAL - Calle 24 e/105 y 107 - Tel: 331398 Whatsapp: 2302-441000
    SÁNCHEZ Calle 20 N° 843 Tel/Fax: 331787/323443 Whatsapp: 2302-537823
    SAN JOSÉ Calle 116 bis esq. 5 - Tel: 423927
    SAN JUAN S.R.L. - Calle 10 N° 1143 - Tel: 333237

    TOAY

    SANTA LUCIA - Av. 9 de Julio & Independencia

La pena impuesta es de tres años y se juzgaron dos hechos ocurridos en la zona de 25 de mayo. Además, el condenado deberá cumplir reglas de conducta por tres años.

El juez de control de General Acha, Diego Ariel Asin, condenó a Cristian Matías Hernández a tres años de prisión de ejecución condicional, por ser autor del delito de abigeato y de afectar el desenvolvimiento normal de una explotación petrolera, en dos expedientes distintos.

El primer hecho probado ocurrió cuando la policía interceptó al acusado, en la ruta provincial 34, cuando circulaba en una camioneta Toyota. Allí se le secuestraron ocho caballos que trasladaba en un carro y que, por las marcas de fuego, se demostró que no pertenecían a él.

El segundo se produjo cuando, junto a dos personas, negó el paso de vehículos de empresas petroleras (y empleados) subcontratistas de Pampetrol, poniéndole un candado y alambres a una tranquera; “afectando el desenvolvimiento de la explotación e impidiendo el ingreso y egreso de la batería ‘El Jabalí’ que recibe la producción de veinte pozos, generando con ese accionar persistente en el tiempo, un peligro inminente de derrame con el consecuente riesgo para el personal de la empresa y de daño ambiental”, señaló el magistrado en el fallo.

El abigeato está descripto en el artículo 167, segundo párrafo, del Código Penal; y esa afectación en el artículo 174, inciso 5, que habla del que “maliciosamente afectare el normal desenvolvimiento de un establecimiento o explotación comercial, industrial, agropecuaria, minera o destinado a la prestación de servicios”.

El conflicto penal se resolvió a través de un acuerdo de juicio abreviado propuso, en forma conjunta, por la fiscala de 25 de mayo, Eugenia Paola Bolzan; la defensora particular Mariela Noemí Soto, y el propio imputado (39 años, domiciliado en aquella localidad) quien admitió su culpabilidad.

Con relación a los damnificados, la empresa Pampetrol dio su consentimiento al abreviado a través de su apoderada, Vanesa Barrionuevo; mientras que el dueño de los equipos, no se opuso, aunque solicitó que le sean abonados los perjuicios que le ocasionó el delito cometido por Hernández.
Las partes también convinieron, y así quedó plasmado en la parte resolutiva de la sentencia, que el imputado deberá cumplir con reglas de conducta durante tres años (fijar residencia y someterse al cuidado del Ente de Políticas Socializadoras).

Los jueces y juezas, de acuerdo al artículo 344 del Código Procesal Penal de La Pampa, están impedidos, en los juicios abreviados, de imponer penas más severas a las requeridas por el Ministerio Público Fiscal.