El Gallito Canta  Tapas de la edición de papel  ico_radio.png

Tapa de la Edición Impresa

Uno de los voceros de las ONG que luchan por la accesibilidad en Santa Rosa, Horacio Alí, reiteró que solo las unidades de piso bajo garantizan ese derecho. "La municipalidad se mete de vuelta en un conflicto bastante inútil", dijo, respecto a la decisión de prolongar el litigio judicial.

El presidente de la Fundación Acción, una de las ONG que brega por la accesibilidad en Santa Rosa, Horacio Alí, recordó que este viernes es el Día Internacional de las Personas con Discapacidad, pero advirtió que "hay poco para festejar sin transporte accesible" en la capital pampeana. Alí se refirió al video que se viralizó en las últimas horas y demuestra los problemas para subir de una persona discapacitada con los elevadores que tienen las unidades del EMTU.

"No resuelven ningún problema", remarcó. El dirigente aclaró que "no son rampas, son elevadores o montacargas, porque una rampa es un plano inclinado".

Ali indicó que las rampas con plano inclinado leve se utilizan en las calles o entradas a edificios. Pero que en el transporte urbano solo los colectivos de piso bajo garantizan la accesibilidad a las personas con movilidad disminuida. "No se utiliza ese recurso porque no sirve para la movilidad universal. La persona tiene que subir con sillas de ruedas, con obesidad o cualquier problema", indicó. 

"Adaptar un colectivo de piso alto con una rampa no resuelve ningún problema de accesibilidad. Es algo que hacen para zafar", remarcó.

 

Derechos vulnerados

Alí recordó que desde la época del exintendente Luis Larrañaga una de las excusas que utilizaban era que los coches de piso bajo eran más caros. "Ese discurso se cayó, ahora compraron y quedó demostrado que son más baratos", contrapuso.

Alí recordó que la empresa Plaza utilizó unidades de piso bajo hasta 2013. Pero a partir de ahí hubo un retroceso, porque con el cambio de concesión aparecieron las unidades de piso alto en la ciudad. "Se violaron los derechos humanos porque se retrocedió, había un derecho adquirido", interpretó. "El problema solo lo resuelve el piso bajo", insistió.

El representante de la institución dijo que el video ejemplifica los conflictos que se producen en el servicio. Los choferes se ven obligados a ayudar a las personas con discapacidad e incluso en algunos episodios las han subido alzadas al colectivo. "Nadie quiere que lo manoseen para subir a un transporte. ¿Quién se hace cargo si se produce una lesión? No se puede ser tan irresponsable, estamos jugando con la gente", advirtió.

Ali consideró que el municipio debería repasar los recorridos para que los coches de piso bajo puedan circular perfectamente en la ciudad. "Lo importante es que las personas puedan subir y bajar con normalidad. Y no hace falta cosas monumentales o mágicas. ¿Por qué no ponen paradas de colectivo a la altura del piso de la unidad cada dos o tres paradas?", se preguntó.

 

Litigio judicial

Por otra parte, Alí se mostró desilusionado con la evolución del litigio judicial con el municipio -originalmente también con Autobuses Santa Fe- porque consideró que la respuesta al amparo que presentaron en 2016 establecía que en un mes debía garantizarse la accesibilidad.

"Eso no ocurrió. Ahora la cámara nos dio la razón, los colectivos de piso alto no son accesibles. Y la municipalidad, que apeló, se mete de vuelta en un conflicto bastante inútil", lamentó.

"Hay una falla de la justicia que no obliga a cumplir el fallo del amparo. Sentimos que no tenemos justicia. Dejó de tener sentido esto. Sí seguimos adelante porque sentimos que el tema se hace carne en la cabeza de la gente. Lo van incorporando lentamente", subrayó.

"No sabemos cómo seguirá esta historia, el municipio lo tiene que resolver. No me preocupa perseguir a la municipalidad ni al intendente. Me preocupa que las personas con discapacidad no sigan siendo vulneradas en sus derechos, encima con el dinero que malgastan, que sale de nuestros impuestos", remarcó.

"Los colectivos de piso alto, aunque tuvieran una rampa, tampoco sirven. No hay espacio adentro para girar una silla de ruedas", aclaró.