El defensor se incorporó a Huracán en medio de un conflicto por una deuda con Banfield.

El defensor Renato Civelli, quien recientemente se incorporó a Huracán, celebró hoy su llegada al Globo y lamentó haberse ido de Banfield "con una deuda muy grande y un juicio" porque "no era lo que imaginaba".

"Mi salida de Banfield me puso muy mal porque considero al club como mi casa, pero como me gustan los desafíos, acepté la propuesta de (Israel) Damonte para seguir en Huracán", manifestó Civelli en declaraciones radiales.

Además, continuó respecto a su partida del Taladro: "Cuando volví a Argentina, pensaba retirarme en Banfield. No estoy enojado, pero me fui con una deuda muy grande y un juicio, no era esto lo que me imaginaba".

"No me pone mal lo que piensa el hincha, la realidad es que el juicio surgió después de un incumplimiento del contrato, las cosas son así. A veces la bola se vuelve muy grande y llegamos a 18 meses de deuda", añadió el marcador central.

En cuanto a su incorporación al elenco de Parque Patricios, expresó: "No me esperaba este presente y estoy muy contento por poder jugar en Huracán. Lo que más me interesó a la hora de venir al club es que me dijeron que se trabaja muy bien y que hay gente sana".

El entrenador Israel Damonte insistió por la llegada de Civelli, que firmará hasta diciembre de 2021, con cláusulas de salida cada seis meses.

El defensor central, nacido en la localidad bonaerense de Pehuajó, tuvo dos pasos por Banfield (2003/05 y 2017/20) y también jugó en Gimnasia y Esgrima La Plata (2007/08) y San Lorenzo (2009), mientras que en Europa hizo carrera en Olympique de Marsella, Niza y Lille, todos de Francia, y Bursaspor de Turquía.