La Legislatura de La Pampa sancionó una ley para que en los supermercados no se permita la exhibición de golosinas y bebidas gaseosas en proximidades de las cajas. 

La Cámara de Diputados aprobó una ley que regulará, en hipermercados y supermercados de la provincia de La Pampa, la exposición de dulces y bebidas con alto nivel calórico. La normativa establece que no podrán ubicarse en proximidades inmediatas de las cajas registradoras.

Los autores de la ley son los diputados provinciales Espartaco Marín y Facundo Sola y la diputada provincial Sandra Fonseca.

“La iniciativa tiene como finalidad contribuir a la disminución y la prevención de la obesidad infantil y la mal nutrición, ya que estos productos se encuentran dentro del paso obligatorio que tienen que realizar las personas que se encuentran en estos lugares, generando situaciones de oferta compulsiva en los consumidores”, señalaron.

La Pampa cuenta con varias leyes de protección y promoción de la salud en general y especialmente en los niños, niñas y adolescentes. Las leyes de ‘Prevención y Control de los Trastornos Alimentarios’, de ‘Kiosco saludable’ y de ‘Complemento Alimentario Saludable’ para las escuelas son ejemplos en ese sentido, pero no resultan suficiente. Los índices de sobrepeso y obesidad infantil en La Pampa son altos.

Finalmente, los diputados y la diputada provincial indicaron que “el consumo de golosinas y bebidas con alto contenido de azúcar y jarabe de maíz de alta fructosa, son preocupantes, porque son calorías vacías. El consumo de estos dulces ha pasado de ser excepcional a convertirse en un hábito cotidiano. Nosotros abordamos esta temática desde lo legislativo, e incluso también en el territorio. Debemos insistir en la educación y modificación hacia consumos saludables, mejorar los entornos escolares y promover la actividad física.”

 ATP -Casino

También se aprobó ayer una resolución de repudio a la decisión de la Empresa Casino Club de no pagar la totalidad del sueldo a sus trabajadoras y trabajadores. El proyecto del diputado Espartaco Marín fue aprobado por unanimidad.

La Empresa hizo uso del beneficio que otorga el Programa de Asistencia al Trabajo y la Producción (ATP) del gobierno nacional, de manera que las trabajadoras y trabajadores solo cobraron el 75 % de sus sueldos, el 50 % lo aportó el Estado a través del Programa ATP y la empresa aportó el 25 % restante.

Legisladores que pidieron la palabra cuestionaron duramente la actitud del Casino Club.

“No nos agradó la actitud de la Empresa. Ha tenido ganancias extraordinarias por décadas, incluso hoy sigue facturando con las apuestas on-line. Nunca a socializado las ganancias con sus empleadas/os, por lo que no está bien que ahora los haga partícipes de las pérdidas, que en realidad no son pérdidas, porque continúan ganando, solo que van a ganar menos”, señaló Marín.