El diputado radical, Mauricio Agon, defendió la solicitud de información por la compra de 300.000 barbijos y adelantó que preguntará por el destino de otros 320 millones de pesos. 

Desde el FreJuPa, el diputado Martín Balsa, lo acusó de tener "malicia" con el fin de generar suspicacias sobre los gastos que hace el gobierno provincial.

“Sin dudas el Diputado Balsa desconoce el proyecto presentado por nuestro bloque o confunde los conceptos de malicia por hacer uso de facultades propias como legislador, de solicitar informes sobre destino de fondos públicos realizados por compra directa en estado de emergencia sanitaria”, señaló Agon.

“No hicimos denuncia alguna, solo presentamos un proyecto de resolución pidiendo informes al Ministerio de Salud para que nos aclare cuestiones vinculadas a la compra de 300 mil barbijos a la firma Southtech S.A., como por ejemplo a quienes estaban destinados los mismos, precio promedio de mercado de cada unidad, si la firma es fabricante o no de dichos barbijos”, agregó.

“Y quiero aclarar que lo que tanto le molesta al Diputado Balsa, va a continuar todas las veces que consideremos necesario porque es parte de nuestro trabajo y compromiso con el pueblo pampeano”, destacó.

Agon advirtió que “el día de mañana presentaremos otro pedido de informes sobre las compras directas realizadas por el Ministerio de Salud, en relación a la nota N° 102/20 ingresada a la Cámara de Diputados, de fecha 20 de Mayo de 2020, solicitando se nos brinde información, datos, conceptos, detalles y demás cuestiones que lleven a tener una completa información sobre todas las compras realizadas y obras ejecutadas, ya que existen diferencias, entre otras cuestiones que necesitan ser aclaradas, explicadas y detalladas”.

“Y vamos a invitar al Ministro de Salud de la provincia a la legislatura, para así poder efectuar de manera personal todas las consultas necesarias para completar la información que la nota no posee o se encuentra incompleta”, dijo.

El radical indicó que pedirá precisiones sobre las “compras de insumos, equipos y realización de obras, que se hicieron por un total de más de 320 millones de pesos, entre 20 de marzo y el 18 de mayo, con fondos del erario público, motivadas por el estado de alerta sanitaria producto de la pandemia del Covid 19 y para mejorar la capacidad del sistema público de salud”, finalizó.