Héctor Gómez, presidente de la Fundación Chadileuvú, dijo -en la previa del encuentro de gobernadores de la cuenca- que la obra de Portezuelo del Viento no se puede hacer.

La Fundación Chadileuvú tiene por seguro que el encuentro de este viernes entre los gobernadores de las provincias de la cuenca del Río Colorado será un "choque". Así lo describió el presidente de la entidad, ante la postura de mendocina de seguir adelante con sus trámites, pese a la resistencia del resto de las jurisdicciones e incluso del gobierno nacional.

“Nuestra postura es totalmente racional y de acuerdo a los intereses fundamentales del río. Lo que estamos defendiendo es el río Colorado. Con la crisis hídrica que ya lleva 10 años, no se puede hacer ningún tipo de obra, es inútil”, dejó en claro Gómez.

Consideró que el de este viernes “va a ser un encuentro un poco duro, porque el gobernador de Mendoza (Rodolfo Suárez) ha dicho que independientemente delo que pase en la reunión, van a llamar a la licitación el 3 de julio”.

“La posición de La Pampa es muy clara, la posición de Rio Negro también, y por trascendidos lo mismo opinan Neuquén y Buenos Aires. Por lo que cuatro gobernadores están en desacuerdo con que todo se haga como quiere Mendoza, y eso va a producir un choque”, repitió en Radio Kermés.

Gómez comentó que las decisiones del Consejo de Gobierno de COIRCO “deben ser por unanimidad o en todo caso debe laudar el presidente, pero ya dijo que no lo va a hacer, quiere que las provincias se pongan de acuerdo. Con lo cual se genera una situación difícil, porque desconocemos el desenlace”.

“Acá se produce algo singular, así como los mendocinos dicen que en el Atuel no nos dan agua porque no tienen, sucede lo mismo en el Colorado. No se puede sacar un litro de agua en un río que no alcanza para los emprendimientos actuales”, concluyó.