Mauro Pildain era una las 159 personas que accedieron a los teléfonos del macrismo. Cumple funciones en el Consejo de la Magistratura de la Ciudad de Buenos Aires.

El escandalete de los teléfonos que el macrismo encriptó sospechosamente tiene su coletazo en La Pampa: Mauro Pildaín, expresidente del radicalismo, es uno de los involucrados, o al menos uno de los que tenía asignados uno de esos teléfonos "secretos" de manejo dudoso.

Así se supo al trascender el listado de las 159 personas que accedieron a esa repartija que hizo el macrismo en lugares centrales, aparentemente para proteger conversaciones de cualquier filtración, en la misma época en que los grandes medios se hacían un festival con las "pinchaduras" al círculo político más cercano de Cristina Fernández de Kirchner.

Pildain es dirigente de Realicó, abogado, fue presidente de la UCR pampeana, intentó ser candidato electoral en algunas internas y terminó en la ciudad de Buenos Aires, donde de acuerdo a lo que confirman fuentes del propio radicalismo cumple funciones en el Consejo de la Magistratura porteño. Una interpretación alude a las buenas relaciones que habría tejido con Daniel Angelici, operador macrista por excelencia.

El listado de los aparatos lo publicó el diario Perfil en su edición del lunes. En la nómina, Pildaín aparece en el número 48. En general, aparecen dirigentes de enorme peso en la época macrista y personalidades clave para conocer información "sensible" o sostener influencias fundamentales, sobre todo en el ámbito judicial.

Luego del cambio de gestión, se habían dado de baja 122 líneas y quedaban en funcionamiento 37, que fueron canceladas por la intervención de la AFI una vez que se detectó que seguían en funcionamiento y que nunca habían sido devueltos, explicaron desde el organismo que en la actualidad funciona bajo intervención, señaló el mismo medio.

Pildain se desempeña en la actualidad el Consejo de la Magistratura de la Ciudad de Buenos Aires, donde habría llegado de la mano de Angelici.