Deportes

Rafa Nadal deleitó en el Parque Roca

El español venció a Casper Ruud 7-6 y 6-2 en un partido de exhibición y fue ovacionado por los fanáticos argentinos.

El español Rafael Nadal, una verdadera leyenda del tenis con una colección récord de 22 títulos de Grand Slam, se impuso este miércoles sobre el noruego Casper Ruud por 7-6 (10-8) y 6-2 en un partido de exhibición de alto nivel de intensidad que deleitó a sus fanáticos.

La exhibición entre Rafa y Ruud, dos integrantes del podio del tenis mundial que encabeza el murciano Carlos Alcaraz, congregó a 12.000 espectadores en el estadio Mary Terán de Weiss, en el barrio porteño de Villa Soldati.

La velada tuvo un condimento especial, ya que luego del partido entre los número dos y tres del planeta, hubo lugar para un dobles entre Nadal y Gabriela Sabatini, la mejor tenista argentina de la historia, y del otro lado de la red estuvieron Ruud y la tigrense Dulko, ex número uno del mundo en dobles y al igual que "Gaby" retirada de la actividad.

Nadal, de 35 años, concretó su quinta visita a la Argentina (la primera fue en 2005 cuando tenía apenas 18 años) y ratificó que sigue vigente la comunión con el público, que lo ovacionó una y otra vez desde que irrumpió en la cancha vestido de negro y con vincha de un color verde intenso, como su juego.

El escandinavo, por su parte, de 23 años y conocedor del publico porteño, ya que jugó dos veces el Argentina Open y en ambas se llevó el trofeo, en 2022 y en febrero pasado, de ninguna manera quería perder otra vez con "Rafa" tal como le sucedió en junio último en la final de Roland Garros, o hace una semana en la fase de grupos del Masters de Turín.

El primer set tuvo poco de amistoso porque Nadal mostró su intensidad habitual y Ruud una velocidad de pelota propia de un tenista de elite, eso hizo que la definición se estirara al tie break en un cruce muy parejo.

El "Rey del polvo de ladrillo" con su colección de 14 títulos en Roland Garros estuvo 6-3 abajo en el tie break cuando comenzó una remontada a puro coraje que le permitió revertir la incómoda situación, primero para salvar un set point con un ace y luego para llevarse el parcial por 10-8 ante la algarabía del público que presenciaba el espectáculo que ansiaba ver.

El partido tuvo su costado de show en su momento, uno en cada set, al fin y al cabo se trataba de una exhibición.

En el primer parcial el momento de distensión sucedió cuando el mallorquín comenzó a cumplir los pedidos de los hinchas que le solicitaban un ace, eso motivó al español a efectuar un saque perfecto que dejó sin respuestas al noruego, y luego "Rafa" se lo dedicó al fanático que se lo había requerido.

El mallorquín, siempre muy concentrado en sus movimientos y en su infaltable rutina antes de servir, no pudo contener la risa cuando otro espectador lo aconsejó: "Rafa tenés que tomar más la red".

En el segundo parcial se prendió el noruego cuando decidió cumplirle el sueño de su vida a un niño alcanza pelotas al cederle su raqueta para que disputara un punto con Nadal, algo que fue muy celebrado por el público.

El partido se inclinó definitivamente en favor de "Rafa" que se llevó el segundo set más cómodo que el primero por 6-2 y lo festejó lanzando pelotas al público que no paraba de ovacionarlo.

Lo que sobrevino fue altamente emotivo, ya que Nadal se unió a Sabatini, impecable a los 52 años, para enfrentar a Ruud y Dulko en un desafío a un único set, sin tie break ni ventajas en los games.

Observados desde una platea por otro grande del tenis argentino, el cordobés de Unquillo David Nalbandian, quien fue tercero del mundo en 2006, Nadal y Sabatini entretuvieron a los fanáticos y se divirtieron ellos cuando lograron una victoria por 6-4 sobre Ruud y Dulko, de 37 años y dueña de una figura esbelta como cuando estaba activa hace una década.

Si bien el estadio no estuvo repleto como sí sucedió en noviembre de 2019 cuando el suizo Roger Federer congregó a 15.000 personas para verlo en acción ante el alemán Alexander Zverev, la situación puede atribuirse a un par de razones entendibles. Por un lado, el elevado precio de las entradas, desde 33.000 pesos las más baratas hasta 360.000 pesos las más caras que incluían una cena VIP con Nadal y Ruud en el predio de La Rural en la noche del martes último.

Por otro lado en una jornada calurosa hubo valores insólitos por ejemplo en el expendio de gaseosas, al punto que una de envase chico costaba 800 pesos.

Y por último no puede omitirse la fiebre mundialista por observar la mayor cantidad de partidos de Qatar 2022, esa fue otro justificativo de que no se haya llenado el coqueto estadio techado de Villa Soldati.

La gira de Nadal se extenderá hasta el 1 de diciembre y luego de haberse presentado en Buenos Aires continuará en Brasil, Ecuador, Colombia y México; y también pasará por Chile, pero allí su rival no será Ruud sino el local Alejandro Tabilo. 

Ver más:
También te puede interesar...