El Bayern Munich superó 2-1 a Sevilla y es el Rey de Europa.

Bayern Munich venció este jueves 2-1 al Sevilla en tiempo suplementario, tras el empate 1-1 en los noventa minutos reglamentarios, y levantó en Budapest la Supercopa de Europa.

El equipo alemán había empezado abajo en el marcador, por el gol en el primer tiempo del argentino Lucas Ocampos, de penal.

Pero, luego, lo igualó por medio de Goretzka y en el tiempo extra consiguió el segundo por Javi Hernández para sumar su segunda Supercopa europea de la historia.

En Sevilla ingresó unos minutos el argentino Franco Vázquez y estuvo en el banco Marcos Acuña, la flamante incorporación.

De esta manera, el Bayern Munich desató una vez más el festejo, para coronar una temporada perfecta, con la obtención de la Bundesliga, la Copa de Alemania, la Champions League y la Supercopa de Europa.

A este partido llegaron los campeones de la pasada temporada de la Champions League (Bayern Munich) y de la Europa League (Sevilla).