Ocurrió en India y según la información oficial hay al menos cinco muertes. No fue afectada la producción de dosis contra el coronavirus.

Cinco personas murieron hoy a raíz de un incendio en instalaciones de la compañía Serum Institute of India, el mayor fabricante de vacunas del mundo, ubicada en una ciudad del oeste del país, aunque sin que se viera afectada la producción de las dosis contra el coronavirus, informaron medios locales.

Los canales de noticias mostraron una enorme humareda gris sobre la sede del Instituto, en la ciudad de Pune, donde se producen en este momento millones de dosis de la vacuna contra la Covid-19 desarrollada por AstraZeneca y la Universidad de Oxford.

La Policía local informó que el siniestro no afectará la producción de vacunas, dijo el diario indio Times of India.

La instalación donde se produjo el incendio es un edificio del instituto que estaba en construcción, mientras que la planta donde fabrican las vacunas no fue alcanzada por el fuego.

Las llamas engulleron la cuarta y quinta planta del edificio y fueron extinguidas por un equipo de bomberos luego de tres horas.

Las causas del siniestro todavía se desconocen y las autoridades abrieron una investigación para esclarecer lo ocurrido.

El consejero delegado de Serum, Adar Poonawalla, confirmó en Twitter los fallecidos y trasladó sus condolencias a las familias, informó la agencia de noticias Europa Press.

Los servicios de emergencia localizaron al menos cinco cadáveres, al tiempo que rescataron a varias personas más que habían quedado atrapadas en el edificio.

Las autoridades indias arrancaron el 16 de enero la campaña de vacunación, con vistas a inmunizar a 30 millones de trabajadores sanitarios y auxiliares, aunque hasta ayer solo se habían suministrado dosis a unos 786.000, según datos del Ministerio de Salud.

En términos brutos, India es el segundo país del mundo con más casos de coronavirus, solo por detrás de Estados Unidos, y supera oficialmente los 10,6 millones de positivos y 152.869 muertos desde el inicio de la pandemia.

(Télam)