Un joven de 18 años murió luego de ser baleado una persecución por las calles de la localidad bonaerense de González Catán, en el partido de La Matanza, y por el hecho fueron detenidos dos policías.

El violento episodio se produjo en horas de la madrugada de este viernes y tuvo como víctima al joven Lucas Nahuel Verón.

Según informaron fuentes policiales, el chico festejaba su cumpleaños en una casa, cuando salió con un amigo a bordo de una moto y comenzó una persecución policial por motivos que no se habían determinado.

En ese marco, el patrullero en el que dos policías perseguían a los jóvenes embistió la moto en la que intentaban escapar, en la intersección de la calles Juan Llerena y Domingo de Achával.

Los dos ocupantes de la moto cayeron al suelo e intentaron completar la huida a la carrera.

Fue entonces cuando uno de los policías que se encontraba en la patrulla, bajó de la misma y realizó al menos tres disparos contra los jóvenes, uno de los cuales dio en Verón, quien cayó gravemente herido, luego de recorrer algunos metros en la huida.

Los dos policías escaparon del lugar y según afirmaron fuentes ligadas a la investigación del caso, no habrían informado a sus superiores sobre lo ocurrido.

El joven herido fue trasladado por familiares al Hospital Simplemente Evita, de González Catán, donde murió a los pocos minutos.

Tras un relevamiento de cámaras de seguridad de la zona, se pudo identificar al patrullero y se logró identificar a los dos policías que participaron del hecho, los que posteriormente fueron detenidos.

(NA)