Concejales opositores insisitieron para que la Municipalidad de Santa Rosa suspenda el aumento de tasas; y que se permita la apertura de peluquerías y puedan trabajar los albañiles; entre otras. 

En la sesión especial celebrada este viernes en el Concejo Deliberante, los concejales del FrePam acompañaron el proyecto que subsidia a los comerciantes de nuestra ciudad el 50% de la tasa de inspección de seguridad e higiene durante el bimestre julio/agosto.

La ordenanza sancionada tiene su razón de ser en el retroceso a fase 1 que ha sido decretado esta semana por el gobernador Sergio Ziliotto.

"En ese contexto, cobran nuevamente relevancia diversas propuestas que han sido realizadas desde el Bloque Frepam durante todo el tiempo de aislamiento, de aplicación directa en la Municipalidad de Santa Rosa, con el objetivo de ayudar a los santarroseños a atravesar la difícil y agobiante situación económica. Entre ellas: suspender el aumento de las tasas de servicios municipales, congelando su valor a enero de 2020; permitir el trabajo en oficios (albañiles, electricistas, plomeros, etc.); permitir el trabajo de peluquerías y afines; suspender por noventa días la caducidad de las moratorias por atraso en los pagos; solicitar al gobierno provincial que no se considere la recaudación de los meses de aislamiento estricto al momento de establecer el índice de coparticipación 2021; suspender por noventa días los ingresos de personal a la municipalidad; extender el horario de atención para los pequeños comercios de barrio", pidieron.

En los argumentos, plantearon que "el aislamiento social decretado en marzo trajo aparejada la posibildad de controlar la situación sanitaria. Pero también causó una histórica caída de las actividades económicas, con el consecuente perjuicio a pymes, comerciantes, profesionales y trabajadores independientes, quienes sufrieron en carne propia la imposibilidad de trabajar y generar ingresos para subsistir".

"El necesario retroceso de fase que ha sido decretado no debe representar un golpe mortal para dicho sector, que de a poco y con mucho esfuerzo comenzaba a recuperarse de las heridas causadas en los meses de aislamiento estricto", aseguraron.

"Lamentablemente en el bloque mayoritario nuestras propuestas no han tenido hasta ahora el consenso necesario para poder avanzar en su tratamiento. Ahora que hemos retrocedido de fase, solicitamos que las mismas sean revaluadas y aplicadas en beneficio de todos los santarroseños, junto con todas aquellas medidas que sean necesarias para que los comerciantes, profesionales y trabajadores independientes puedan continuar el proceso de recuperación que intentaban forjar, respetando los protocolos sanitarios vigentes", completaron los ediles.