Le ganó 2-1 sobre la hora e impidió que festeje la Vecchia Signora.

La Juventus, capitaneada por el cordobés Paulo Dybala, perdió hoy por 2 a 1 sobre la hora frente a Udinese, con buenas actuaciones del arquero Juan Musso y el mediocampista Rodrigo De Paul, y postergó su festejo de campeón de la Serie A de Italia, a tres fechas del final.

La Vecchia Signora se adelantó en el marcador en el cierre del primer tiempo por intermedio del defensor holandés Matthijs de Ligt y conseguía así la victoria que necesitaba para asegurar su noveno título de Liga consecutivo.

Sin embargo, tras un par de buenas intervenciones de Musso, algunas de ellas sobre intentos de Dybala, la Udinese reaccionó con una palomita del macedonio Ilija Nestorovski, en el arranque del complemento.

Y, en una de las últimas jugadas del partido, el marfileño Seko Fofana armó una corrida espectacular de contragolpe para darle los tres puntos a Udinese, que dio un paso fundamental para la permanencia y ganó como local por primera vez desde enero.

De Paul, capitán en el vencedor, fue vital en la contención, actuando como doble cinco y a cargo de la creación de juego, desde su buena visión y versatilidad, que demuestra también en la Selección argentina.

Con este resultado, Juventus quedó con seis puntos de ventaja sobre Atalanta, que este viernes abrirá la fecha 36 frente a Milan, como visitante.

Para Udinese, los tres puntos son una bocanada de aire fresco, ya que llegó a 39 unidades, siete por encima de Lecce.