Confirmaron la facturación de CORPICO

El presidente del Consejo de Administración, Pablo Zampieri, destacó que con el fallo finalizó la campaña de desprestigio.

La Justicia Civil le dio finalmente un cierre a la campaña de acusaciones y desprestigio motorizada en el verano pasado tras la quita de subsidios a la energía, al confirmar que los procedimientos de medición y facturación en los servicios de agua y luz de CORPICO son “correctos”. Alrededor de 200 asociados que decidieron no pagar el período 12/2017 hasta conocer lo que resolvía la Justicia, sobre la base de la auditoría del INTI, ahora deberán pagar los importes correspondientes con intereses y hasta en tres cuotas.

En el mes de febrero pasado el vencimiento del mes de diciembre del año anterior generó una gran polémica, que se potenció al conocerse que los consumos de una zona de la ciudad habían sido “estimados” por un paro de trabajadores.

La polémica fue motorizada por el dirigente del GEN Juan Carlos Passo, quien llegó a confundir a los vecinos mostrando facturas de otras cooperativas con importes finales muy inferiores a los de Pico, sin mencionar algo tan obvio como importante: las boletas que mostraba contaban con muchos servicios menos que los que presta CORPICO. Y otro detalle no menor, que también figuraba en las boletas exhibidas por el exlegislador, es que el costo del kW de energía para los asociados controlado por APE- es el mismo para todas las cooperativas.

El político, siempre dispuesto a capitalizar polémicas, logró así reunir detrás a un grupo de vecinos desesperados por los importes que recibían que, en realidad, respondían al aumento de tarifas establecido por Nación en uno de los meses más calurosos de verano y de mayor consumo.
Auditoría

Tras el recurso de amparo interpuesto por los asociados Juan Carlos Passo, Marcelo Capellino y Rubén Darío Cuenca, las partes acordaron como salida a todas las dudas existentes una auditoría que se realizaría por medio del Instituto Nacional de Tecnología Industrial (INTI).

Los técnicos del INTI trabajaron por más de dos meses en la revisión de todo el sistema de medición y facturación de agua potable y energía eléctrica, para determinar en su informe que “el proceso de medición de los estados pretende reflejar el valor más exacto posible con la tecnología disponible en la Cooperativa”, para concluir que el mecanismo es “correcto”.

Y aclara también el mismo informe que puede reflejar en algún caso un mínimo margen de error, sobre el cual destaca que “el proceso de medición es continuo (se realiza todos los meses), por lo que en caso de incurrir y no detectar errores puntuales durante un mes determinado, quedarán subsanados con el promedio resultante de los meses subsiguientes”. Esto indica que el asociado no es perjudicado.

El informe fue presentado ante el juez Gustavo Arisnabarreta y también entregado a quienes presentaron el amparo, quienes no hicieron ningún tipo de observación al respecto, por lo que el magistrado resolvió el pasado 23 de agosto, “atento a la especificidad y contundencia técnica y científica del informe confeccionado por el INTI, sumado al silencio de la actora, deberé concluir que, tanto la medición y/o toma de estado correspondiente al período 12/2017 y su facturación, con vencimiento el 06/02/2018, realizado por la demandada, es correcto”. Y autorizó entonces a CORPICO a “proceder al cobro del período 12/2017”.

Anuncio

Ayer por la mañana dirigentes de la cooperativa local confirmaron el fallo judicial inapelable. Lo hicieron en rueda de prensa encabezada por el presidente del Consejo de Administración, Pablo Zampieri, junto a los consejeros Horacio Arrizabalaga y Silvia Antonietti, el síndico Miguel Prieto y el asesor letrado, Javier Ramírez.
Zampieri destacó que la auditoría y posterior fallo judicial “nos sirvió a nosotros y a los asociados, en el caso de la gente para que se saque las dudas sobre cómo se realizan los procesos, para verificar todos sus procesos desde la toma de estado hasta la facturación”.

En el mismo sentido, Arrizabalaga señaló que la auditoría “nos da una gran confianza, de un sistema que no lo inventó CORPICO, es de larga data y hace años que se está desarrollando con personal técnico idóneo y con mucha formación, que han logrado que el sistema que tenemos para medir agua y energía sea un sistema absolutamente robusto”.

Y agregó que el sistema es “perfectible, como toda metrología, por supuesto que es perfectible y eso lo vamos a hacer en un paso siguiente. Eso lo estamos trabajando con la idea de avanzar con normas de acreditación, como puede ser la Norma ISO, con el fin de despejar todas las dudas y brindar más confianza al asociado a nuestro sistema”.

El síndico, Miguel Prieto, reiteró por su parte que “no hubo ningún perjuicio para ninguno de los asociados, eso es fundamental”. Y remarcó: “Lo que quedó claro en ese reclamo es que fue producto exclusivamente de un aumento tarifario”.

“A lo mejor hubo alguna intencionalidad política de algún sector, o de un dirigente en particular, pero nosotros siempre sostuvimos que lo que sucedió fue un aumento de tarifas”, concluyó Prieto.

Temas en esta nota: