Insisten en que el frigorífico de Acha "no está a la venta”

El representante de los accionistas Eduardo De la Iglesia dijo que los extrabajadores que piden por sus indemnizaciones deberán seguir el reclamo en la Justicia. Y aclaró: “Esa deuda no afecta en nada para el funcionamiento del frigorífico”.

Eduardo De la Iglesia, el apoderado del grupo empresario que tiene la mayoría de las acciones del Frigorífico General Acha (FGA), aseguró que en poco tiempo empezarán a trabajar y despejó las dudas sobre unos empresarios judíos interesados en “comprar” la quiebra de la empresa. “El Frigorífico de Acha no está a la venta”, indicó De la Iglesia a El Diario y sostuvo que los nuevos interesados “le vienen a meter el dedo en la boca a la localidad de General Acha”. Además, dijo que los denunciará penalmente por declaraciones sobre el concurso del FGA.

Sobre el reclamo de un grupo de extrabajadores por parte de su indemnización, el apoderado sostuvo que “esa deuda no afecta en nada para el funcionamiento del frigorífico” y que deberán seguir los pasos de la Justicia.

Conversar con Eduardo De la Iglesia requiere paciencia y atención, dispara datos uno tras otro con una vehemencia que deja en claro que está defendiendo la propuesta de quienes representa.

“Hoy (por ayer) terminamos las refacciones y adecuaciones que nos pide el SENASA para que nos den la habilitación de tránsito federal”, arranca entusiasmado. “Estamos esperando la inspección y una vez que tengamos eso, podemos empezar a trabajar”, agrega el empresario.

Detalla también que “no tenemos trabajadores en la planta. Hay un grupo de personas que está haciendo changas y hemos contratado personal de seguridad para cuidar la planta”.

La semana pasada, un grupo inversor judío apareció en escena para ofrecer un acuerdo a un grupo de extrabajadores que reclaman la mitad de su indemnización desde hace dos años.

La sola mención de estos empresarios cambia el tono de voz del interlocutor. “Esta gente le viene a meter el dedo en la boca a la localidad de General Acha. Los últimos comentarios que hizo un tal Walter Gastaldi con una señora que viene de un grupo empresario de Buenos Aires parecen como que ya compraron el frigorífico. Les quiero aclarar que el frigorífico no está a la venta. Nosotros tenemos la mayoría de las acciones y estamos trabajando para ir para adelante y es lo que vamos a hacer”, disparó De la Iglesia.

Y continuó: “Yo no entiendo cómo una persona que viene de afuera, en un medio de comunicación hizo una ofensa al juez del concurso, a los secretarios, a los abogados que trabajaron en el concurso, a la síndico y a nosotros que esto es un blef, que esto está viciado, como que todo el concurso que se hizo es trucho. Viene un tipo que no es nadie o no sé quién es a ofender de semejante manera al Poder Judicial de La Pampa”.

El empresario adelantó que van a hacer “una denuncia penal para que ratifique o rectifique lo que dijo”, y se quejó: “A ese tipo hay que sacarlo de acá urgente, es algo nocivo para Acha. El Poder Judicial está poniendo mucho ahínco para que esto sea una fuente de trabajo importante y el tipo viene a decir que esto está viciado y al lado suyo está el abogado Buteler, que es del sindicato, y no se para y dice ‘¿qué estás diciendo?’. Entonces, ¿a quién defiende el sindicalismo?, ¿a los tránsfugas?”, se preguntó.

Sindicato

Buteler es Fernando, el abogado del Sindicato de la Carne y quien lleva adelante la negociación y aparente acuerdo con los inversores. T

ambién fue blanco de las críticas de De la Iglesia. “Acá el gremio no tiene nada que ver, no hay nadie trabajando. No hay empleados, son todos exempleados”, dijo el empresario. Recordó que “todos quedaron pegados de una deuda y es muy lamentable, pero creo yo que debieran haberlo manejado distinto. Nosotros respetamos que se les debe un dinero, hay que pagárselo. Nosotros hicimos una propuesta de pago, unos aceptaron y otros hicieron una medida judicial. Eso seguirá su camino y nuestros abogados se regirán por lo que disponga la Justicia”. Y resaltó que “esa deuda no afecta en nada para el funcionamiento del frigorífico”.

El grupo de extrabajadores reclama el pago del 50% de las indemnizaciones que se les adeuda de un acuerdo firmado en 2017. Allí se planteaba que en ese momento se pagaba la mitad de la indemnización y de ítems con preaviso, cargas, etc. pero solo cobraron la parte correspondiente a la indemnización. Ahora reclamaron la otra mitad del monto por el despido, pero el total de las demás ítems De la Iglesia considera que no es así. “Ahora me reclaman a mí el 100% de cargas, el doctor Buteler ejecuta el convenio y quiere que le paguemos todo. Yo no voy a pagar lo que no corresponde. Reclaman un monto x de dinero y nosotros no estamos de acuerdo que esa sea la cifra. Eso va a seguir yendo y viniendo en la Justicia, con las demoras que tienen los juicios laborales”.

Finalmente, cuando parecía que se relajaba la charla, volvió a cuestionar al gremio de la carne. “Acá echaron a 128 trabajadores, arreglaron (el gremio) reclamar por 50 y se olvidaron de los otros 80. De esa gente se olvidan, pero son sus compañeros, viven en Acha y tienen los mismos problemas. Socialmente hablando, hay algo que está fallando”, concluyó.

Sobre el cierre de la charla, más relajado, De la Iglesia dijo que esperan estar funcionando en los primeros días de diciembre. Primero sería la carnicería del FGA y también empezarían las faenas en la planta, pero con poco volumen de animales porque hace mucho que no está operativa.

Temas en esta nota:

El Diario de La Pampa

Fundado el 3 de Mayo de 1992
por el Doctor Antonio Nemesio

Oficina Comercial:
José Ingenieros 855, Santa Rosa, La Pampa
Tel: (02954) 411117/18/19/20