Tras el fallo en contra, Passo ahora siembra dudas sobre el agua

El dirigente político y dos autoconvocados adelantaron que discutirán la calidad del agua potable. Pedirán pagar en cuotas las facturas ratificadas por la Justicia.

General Pico (Agencia) - El dirigente político Juan Carlos Passo, tras el fallo judicial que confirmó que la facturación de CORPICO es correcta, admitió la solidez de la auditoría del INTI y lo establecido por la Justicia pero, a contramano de lo que firmó en el acta acuerdo ante Tribunales, ahora pedirá más cuotas para los 200 asociados que creyeron en sus argumentos y no pagaron. Perdida esta batalla, el radical y dos autoconvocados adelantaron que discutirán la calidad del agua.

Marcelo Capellino, uno de los vecinos autoconvocados, admitió ayer en rueda de prensa que “respetamos la auditoría y respetamos también lo dictado por el juez, pero estuvimos dentro de los reclamos y derechos de los vecinos”. Y adelantó que “ahora vamos a hablar con ellos (por los dirigentes de CORPICO) para ver si lo firmado, que era hasta tres cuotas -más intereses- lo podemos llevar a algunas cuotas más porque la situación económica no es fácil y vamos a estar complicados”.

A su turno, el radical Juan Carlos Passo cuestionó que el fallo del juez Gustavo Arisnabarreta no haya determinado que se incluya la advertencia de “estimación” en la factura de luz, cuando así ocurra. “Es importante que se incluya para que el asociado haga valer su derecho, tal vez fue una omisión del fallo”.

El dirigente político dijo que no apeló la resolución judicial porque “entendimos que el juez hizo un trabajo interesante”. Y luego de sus denuncias públicas sobre la manera en que se llevaba adelante la auditoría, porque no había sido invitado a presenciar el trabajo de los técnicos, ahora Passo admitió que “el INTI es una institución que tiene prestigio en la Argentina y no tenemos que dudar de la solidez técnica del INTI”.

Señaló que “la auditoría sirve a los efectos de saber cómo se está cobrando, y también para los que cobran, pero creo que todavía hay nichos para seguir investigando”. Y a pesar que la auditoría incluyó la medición del agua potable, insistió en que “hoy hay barrios donde veo una diferencia marcada, me encuentro con facturas del barrio Federal de 3 mil pesos en estos días, en viviendas que tienen características similares a mi vivienda. No sé si estamos ante un problema de agua, o estamos frente a otros inconvenientes”.

Cuotas

Passo quiso justificar el pedido de más cuotas para los 200 asociados que no pagaron el período 12/2017, supeditado a la resolución judicial, al señalar que los tres pagos “eran el acta acuerdo, no es el fallo”. En realidad, las tres cuotas más intereses es el punto 4 del fallo firmado por el juez el 23 de agosto.

Aún así, el político insistió en que “ahí había tres cuotas y ahora vamos a reclamar si se puede extender a seis pagos, y tenemos una señal de que es posible que estemos cerca”. Y confió que “Capellino tuvo una línea informal de comunicación”.

Este medio contactó a tres fuentes de la cooperativa local que descartaron dicha posibilidad, aunque sí indicaron que podría revisarse algún caso puntual.

Capellino, por su parte, se adjudicó las facilidades de pago que históricamente ofreció la cooperativa local a la gente que, por diversas razones, no puede afrontar el costo de la factura. “Esto marcó un antes y un después, antes tenías que ir con toda la plata y ahora se da un plan acorde a las facilidades de cada uno”, se jactó el vecino.

Otro tema

Tras el fallo judicial adverso, adelantó ayer que “vamos a seguir trabajando e involucrándonos en todos los temas que tienen que ver con la cooperativa”. Y puntualizó que “nosotros ahora queremos instalar un nuevo tema, en el que vamos a incluir a todos los actores y creemos que es el tema del futuro de la ciudad y está vinculado al agua que estamos consumiendo”.

Explicó que “lo queremos tratar con el Concejo Deliberante, con CORPICO, la Intendencia, con personas que tienen excelencia académica en el tema”.

Y sembró a modo de duda: “Están circulando por estas horas informes que tienen algunos concejales en sus manos sobre la presencia de arsénico en el agua”. Para ello, Passo se montó sobre el trabajo de la concejala Graciela Sánchez, la extrabajadora de CORPICO cuya gestión en el legislativo trascendió por negarse a cualquier expediente que haga mención a la cooperativa local.

Passo dijo que ahora pedirán “audiencias públicas para empezar a trabajar el tema, en la seguridad de encontrar el mejor rigor técnico y, si tenemos un problema, el trabajo de todos los sectores para solucionarlo porque esos problemas tienen solución”.

Temas en esta nota: