El papelón de Bertone: "Ya está, el tipo se bajó, calculo que aprendió"

Juan Pablo Vieta fue uno de los que expusieron la maniobra. El referente radical fue uno de los primeros en escrachar al fallido postulante a diputado nacional, pero no judicializará el caso.

General Pico (Agencia) - Juan Pablo Vieta, uno de los militantes radicales a quienes el macrista Luis Bertone les falsificó sus firmas como avales para su precandidatura a diputado nacional, desestimó por su parte presentar una denuncia penal contra el delegado pampeano de la Secretaría de Trabajo de Nación. “Ya está, el tipo se bajó, calculo que aprendió”, consideró Vieta sobre la maniobra fraudulenta del macrista.

Vieta fue uno de los primeros que escracharon a Bertone públicamente, tras detectar que una de las tantas firmas apócrifas presentadas como avales era la suya. “Che... el cabeza de termo que le juntó los avales al ‘progresista’ de Luis Bertone, se lo comió en dos panes... ¿justo mi firma van a falsificar? Una explicación no vendría nada mal”, indicó Vieta por redes sociales.

Ayer, el referente radical piquense lamentó que Bertone “plagió los avales que la legislación le exige, y en tal sentido no solo yo, sino que mucha gente más terminó siendo víctima de esta maniobra ya que este muchacho directamente fabricó los avales”.

Y remarcó que “fueron totalmente apócrifos contra la voluntad de todos nosotros, y fruto de ello y de las presiones recibidas el tipo desistió de su candidatura”.

Vieta recordó que “la legislación electoral exige que los candidatos necesitan algún grado de consenso a nivel partidario, y para ello les pide avales a los afiliados radicales por el equivalente al dos por mil del padrón electoral, esto es el equivalente en La Pampa a 600 avalistas”.

El estrecho colaborador del senador Marino enfatizó que “esto es algo que quien va a ser precandidato lo tiene que tener en cuenta, es un laburo que mínimo requiere unos 15 a 20 días de andar, tocar timbre y demás”. E imaginó que “este hombre evidentemente se ha sentado con una pava de mate y ha fabricado una parte importantísima de esos avales y en ese sentido es una maniobra completamente espuria”.

Consultado por si presentaría una denuncia penal contra Bertone, el radical adelantó por su parte que “ya está, el tipo se bajó, calculo que aprendió a los efectos de no volver a caer en el mismo error”.

Consenso

Por otra parte, Vieta se refirió al consenso al que llegaron radicales y macristas para lograr una lista de candidatos a diputados nacionales por consenso. Afirmó en tal sentido que “los radicales aprendimos del 2017, que fue un duro golpe, dado que mientras nosotros hacíamos la sumatoria de los dos precandidatos radicales y pasábamos el rastrillo, en cuanto dividimos por dos vino el de la vereda de enfrente y se comió el caramelo”.

“Esto nos podía volver a pasar, mucho más ahora que hay que reconocer, a los efectos de saber a qué estamos jugando siempre, es bueno en la política siempre saber a qué juega uno, que hoy en La Pampa no jugamos a ganar, sino a esperar que el peronismo no nos duplique”, admitió.

Y remarcó que “verdaderamente ese es el riesgo, que el peronismo duplique y se termine comiendo los dos caramelos que hay en juego. Si dividimos le terminábamos haciendo el juego al justicialismo, una fuerza muy competitiva contra nosotros, que venimos teniendo algunos problemas fruto del desgaste de la gestión a nivel nacional y otros desaciertos a nivel económico”.

Y analizó de cara a la próxima campaña electoral que “nada está asegurado, me parece que es una elección que hay que laburarla de punta a punta porque nada está dicho, sobre todo cuando vos tenés otros precandidatos que comen del plato de Cambiemos, como puede ser la precandidatura de Espert, Gómez Centurión y Lavagna por el otro lado, que son candidatos que aspiran a comerse el voto desencantado de Cambiemos, del arrepentido que confió en algún momento y de la mano de los desaciertos hoy está lejos de renovar la confianza”.

Temas en esta nota: