Dos años de prisión por el ataque a un menor en la Plaza San Martín

La jueza de audiencia Alejandra Flavia Ongaro condenó este lunes a Jorge Osvaldo Luján a dos años de prisión de cumplimiento efectivo, como autor material y penalmente responsable del delito de lesiones graves agravadas por el concurso premeditado de dos o más personas, en grado de partícipe secundario. La víctima fue un menor de edad, atacado en la Plaza San Martín de Santa Rosa.

El acusado tiene 41 años. Ongaro también declaró la autoría y responsabilidad penal de Tomás Oses (19 años), con relación al delito de lesiones leves agravadas por el concurso premeditado de dos o más personas, aunque le otorgó el beneficio de la suspensión del juicio a prueba –o probation– por el término de dos años, con el aval de la fiscalía y la querella.

La magistrada dio por probado que el 8 de julio de 2017, a la hora 19.30, un menor de 16 años fue agredido con golpes de puño, patadas y diversos elementos, tales como manoplas o botellas.

En primer lugar lo atacó Oses, provocándole lesiones de menor gravedad, aunque luego desistió de continuar con la agresión. A posteriori lo hizo otro menor, que por tener 15 años no fue llevado al proceso debido a que por su edad es inimputable. Este le asestó una puñalada en el abdomen, provocándole una lesión grave por la que tuvo que ser operado.

“Asimismo -señaló la magistrada en la sentencia-, quedó acreditado que Luján prestó una eficiente cooperación para la consumación de esa agresión, con la que de algún modo obtuvo venganza por un hecho anterior del que un hijo resultó víctima, precisamente con un arma blanca, y en el que estuvo involucrado el agredido”.

“La colaboración activa prestada por Luján para que el hecho aconteciera como tal, se extendió no solo al momento y al lugar mismo del evento, sino al cumplimiento de una promesa previa al ataque; ello fue, rápidamente trasladar desde las inmediaciones del lugar a sus hijos y sus amigos a sus domicilios en el mismo automotor con el que los trajera antes, y así evitar, como lo logró, que fueran aprehendidos por la policía”, añade el fallo.

Durante los alegatos, el fiscal Oscar Cazenave había requerido para Luján una pena de tres años de prisión de cumplimiento efectivo –alegando que tiene antecedentes penales– por ser partícipe primario de lesiones graves, agravadas por la participación de dos o más personas; y para Oses, seis meses de prisión en suspenso por lesiones leves, agravadas por la participación de dos o más personas.

La fiscalía fundamentó las sanciones debido a la extensión del daño causado, ya que la víctima no pudo realizar sus actividades de manera normal, perdió un año del ciclo secundario y hasta se tuvo que cambiar de escuela.

El defensor oficial, Pablo De Biasi, en su condición de querellante particular, había pedido cuatro años de prisión para Luján como coautor de lesiones graves, doblemente calificadas por la concurrencia de más de tres personas y con el agravante de la intervención de un menor de 18 años. Entendió que la participación del chico de 15 años “no fue gratuita”, sino que “lo pusieron y lo usaron justamente para apuñalar (al damnificado) y evitar la responsabilidad penal”. En cambio, con respecto a Oses, adhirió al pedido de pena del fiscal.

El defensor particular de Luján, Gastón Gómez, había planteado la absolución del imputado por falta de pruebas y, subsidiariamente, que debía ser absuelto por el beneficio de la duda. El defensor oficial de Oses, Claudio Martínez Sabio, propuso la suspensión del juicio a prueba y una reparación del daño de 10.000 pesos, pagaderos en dos o tres cuotas.

Temas en esta nota: