Bianca Montiel, a la preselección Argentina

La atleta está cerca de integrar el equipo que competirá en el Sudamericano del Panamericano.

Hace tiempo que Bianca Montiel dejó de ser una de las promesas del atletismo pampeano para pasar a ser una realidad. Cerró un 2018 fantástico que fue de menor a mayor y terminó con la frutilla del postre: la convocatoria a la preselección Argentina U-20 que participará del Sudamericano en Bogotá, Colombia, el 15 y 16 de junio próximo, y también integra la lista del equipo que participará en el Panamericano U-20 en San José de Costa Rica, del 19 al 21 de julio.

El año pasado lo inició prácticamente de cero luego de dos años de trabajo en el CeNARD. Sin embargo, de forma veloz se puso a punto y ese esfuerzo le dio sus frutos.

En el mes de octubre logró una marca histórica para ella y para el deporte pampeano, más allá de que compitió para un equipo de Buenos Aires: cronometró 2 minutos, 11 segundos y 76 centésimas en los 800 metros en el Metropolitano. Actualmente es la mejor marca U-20 del país y está 4º en Sudamérica. “Fui a bajar mi tiempo que era 2m16s, mi intención era acercarme a los 2m12s”, dijo en aquel momento.

Los 2m11s76 la dejaron bien ubicada de cara a los próximos torneos. Es más, ese tiempo es la marca A para el Sudamericano. Es decir que si no sucede nada extraño, la pampeana estará representando a la Argentina en el mes de junio en Bogotá.

- Qué buena noticia para comenzar el año...
- Sí, la Confederación Argentina de Atletismo (CAA) me informó que voy a integrar el preequipo para el Sudamericano U-20 de Atletismo y para el Panamericano U-20, así que ya me puse a trabajar para mejorar, quedar en el equipo y buscar una medalla en los dos torneos.

- ¿Cómo te enteraste de la novedad?
- Nosotros tenemos acceso a la página de la Confederación Argentina de Atletismo (CAA) y yo sabía que se iba a publicar en cualquier momento de enero la lista del equipo de la Selección Argentina para el Sudamericano. Estuve pendiente y me llegó un mensaje del presidente del club Quirón de Buenos Aires, donde yo pertenezco, que me avisó que estaba en la lista del equipo.

- ¿Conocés al resto de los integrantes?
- Conozco a la mayoría de los que están ahí porque cuando se integra el circuito nacional se va conociendo a los mejores de cada prueba, sabés cuáles son los récords y las marcas que se van logrando. Prácticamente se mantienen siempre los mismos equipos. Estoy contenta porque la mayor parte de las chicas que van son mis amigas. Será una linda experiencia estar todas juntas.

- ¿Cómo se define a los que viajarán a Bogotá?
- Es una preselección que se estará evaluando durante la primera etapa del año hasta el mes de junio. Estaremos observados en todos los torneos que ocurran hasta esa fecha donde se analizará el rendimiento, las marcas y la proyección de cada uno. Según nuestra participación, se determinará si te llevan o no te llevan. La preselección se hizo en base a las marcas de 2018, pero hay que seguir demostrando el nivel en este primer semestre para quedar confirmado en el equipo.
El equipo final se definirá según los que tengan las marcas. Si hay 40 chicos que tienen las marcas, irán todos, aunque si el país decide llevar menos, eso lo definirá la Confederación de Atletismo que evaluará quiénes tienen más posibilidades según las pruebas que realicen.

- El objetivo será mantener el nivel porque las marcas están...
- Sí, la marca para el Sudamericano ya la tengo, en las dos pruebas que hago en 800 (2m11s76) y 1500 metros (4m34s). Los chicos y chicas que participen del Sudamericano van a ser evaluados para ver si están en condiciones de representar al país en el Panamericano. Allí también fui preseleccionada, pero igualmente hay que seguir demostrando el nivel y no bajar las marcas.
Tengo que defender las marcas en los torneos importantes como el Gran Prix Sudamericano de Uruguay, el de Argentina (29 al 31 de marzo), el Nacional U-20 (10 al 12 de mayo) y el Nacional de Mayores, donde seguramente estaré participando.

- ¿Te ilusiona vestir la Celeste y Blanca?
- Sí, me ilusiona. Ya representé a la Argentina en un Sudamericano y esta sería una nueva oportunidad de dejar a la bandera argentina en lo más alto. Me encantaría poder traer la medalla de oro y por supuesto que participar en el Panamericano será un sueño.

- Comienza el año, ¿cuáles serán tus principales objetivos?
- Este año le voy a apuntar con todo a estos dos torneos, Sudamericano y Panamericano, que son lo más importante de la categoría. Incluso si clasifico al Panamericano será lo más importante de mi carrera deportiva hasta ahora. Apunto con todo a lo que es pista, 800 y 1500 metros, donde estoy muy bien ubicada según el ranking sudamericano en las dos pruebas. Iré a pelearla y a tratar de ser la mejor del continente para poder estar en el Panamericano. Esto es un trabajo que viene desde hace mucho tiempo. Me tocó en 2018 hacer cosas importantes y espero seguir en 2019 por el mismo camino y que sea mucho mejor.

- ¿Seguís entrenando con tu papá?
- Nos venimos preparando muy bien con mi papá que es mi entrenador. Me encuentro muy bien entrenando así, me acostumbré a buscar mis parciales, a trabajar con mi esfuerzo, a medir mis ritmos y a conocer mi cuerpo también. Cuando vos corrés con otra persona muchas veces lo hacés pensando en que el otro no te pase, en cambio al estar sola lo que hacés es lo que podés dar y luego vas a la carrera confiada en que te va a salir lo que preparaste.

Temas en esta nota: