Se dio por probado que Rodrigo Emanuel Benvenuto actuó en legítima defensa cuando disparó con su arma reglamentaria contra Maximiliano Cruz, después que éste lo encañonara con un revólver mientras le decía “te mato, te mato”. Cruz murió días después del episodio, el 23 de enero de 2015.