Ordenan el desafuero de Julio De Vido

Lo hizo la Sala II de la Cámara Federal. El magistrado había rechazado ambos pedidos de un fiscal.

La Sala II de la Cámara Federal, con el voto en disidencia del juez Eduardo Farah, ordenó el desafuero y detención del diputado del FPV Julio De Vido en el marco de la causa por el desvío de fondos que debían dirigirse a la mina de Río Turbio (Santa Cruz). El juez Leopoldo Bruglia que integra otra sala, desempató entre los camaristas y adhirió al voto de su par Martín Irurzun.

A poco más de un mes de que De Vido declare ante el juez Luis Rodríguez, la Cámara Federal se expidió sobre el pedido de desafuero y detención sobre el cual, por medio de dos escritos, insistió el fiscal ante la Cámara Germán Moldes, respaldando así el reclamo inicial del fiscal de la causa Carlos Stornelli.

La Cámara avaló los pedidos porque entiende que existen claros indicios de riesgos de entorpecimiento en la investigación." La detención no se puede hacer efectiva hasta tanto el Congreso de la Nación resuelva previamente su desafuero", aclararon fuentes judiciales. Por eso, le reclaman al Juez que proceda a formalizar el inmediato pedido de desafuero a la Cámara de Diputados.

En esta investigación, al ex ministro se lo causa de malversación de fondos por 26.000 millones de pesos -la plata que desde 2005 a 2015 se destinó a Yacimientos Carboníferos Río Turbio (YCRT) para la modernización y puesta en valor del complejo minero-, y cuyo perjuicio al Estado se calculó en 265 millones de pesos.

El fiscal Stornelli, al insistir con la detención del ministro más poderoso que tuvo el gobierno kirchnerista, planteó que se debe considerar "las relaciones de poder de los imputados, que son un riesgo concreto que atenta contra el avance de la investigación”. Advirtió también, sobre “las posibilidades del armado de entramados de complicidades que fomenten el ocultamiento de evidencias”.

La solicitud fue respaldada luego con dos escritos por su colega ante la Cámara, Germán Moldes, quien dijo que debía analizarse "la eventual restricción efectiva de la libertad del único imputado actualmente en ejercicio del poder político (por su condición de diputado nacional)".

La defensa de De Vido, sin éxito, la semana pasada señaló que el diputado no representa "ningún riesgo" para la causa. Asimismo, señaló que el ex ministro "se presenta ante las cientos de causas" que tiene en los tribunales de Comodoro Py, planteando, así, que "está ajustado a derecho y no hay riesgo de fuga".

También criticó al fiscal de la causa. Dijo que el pedido de Stornelli "no tiene sustento ni razonabilidad". Y que todo se trata de un proceso "direccionado y revanchista del Gobierno" en contra de su defendido.

Asimismo, sostuvo que el fiscal ante la Cámara -Germán Moldes- que respaldó el pedido de Stornelli "no es objetivo". "¿Por qué de todos los involucrados en la causa el único que tiene vínculos con el poder político es De Vido", preguntó el abogado.

Pese a la resistencia de Rodríguez, el desafuero de De Vido fue tratado por su pares de Diputados cuando a fines de julio avanzó un dictamen para apartarlo por supuesta "inhabilidad moral". Pero, con 95 apoyos básicamente de legisladores K y tres abstenciones, el ex ministro logró zafar. ¿Qué pasará ahora?

Temas en esta nota: