Garello: “La Pampa no merece un paro”

La ministra de Educación dijo que acompaña “la protesta” pero no acuerda con la huelga. Anticipó que estudian una oferta salarial semestral con cláusula gatillo.

La ministra de Educación de la provincia, María Cristina Garello, cuestionó la medida de fuerza que llevan adelante los gremios docentes pampeanos. A pesar de que dijo acompañar la protesta, señaló que “La Pampa no merece un paro”.

Garello encabezó este lunes la inauguración del Colegio Secundario “Paulo Freire” en Santa Rosa. Allí fue consultada sobre el paro docente, que forma parte de un plan de lucha lanzado por la CTERA ante el cierre de la paritaria nacional.

“Yo soy una defensora de la paritaria nacional, creo que logró nuclear a los gremios y definir un conjunto de pautas, no solo en lo salarial, para trabajar al interior de las provincias. Creo que eso ayudó a que se fuera atenuando un poco la diferencia monstruosa que hay entre las provincias, pero me preocupa que el verticalismo sea tan grande. La Pampa en la actualidad paga los mejores sueldos, los paga en término, pagó el bono, pagó la ayuda escolar de 2.500 pesos y,a los docentes que tienen doble turno, 5.000 pesos. Creo que hay muchas formas de manifestar el reclamo y si bien acompaño la protesta, creo que La Pampa no se merece un paro”, sintetizó la funcionaria.

Sobre la paritaria provincial, señaló que que están “pensando” la pauta que la Provincia puede dar para el primer semestre. “El comportamiento financiero es muy dispar y arriesgar una pauta hasta fin de año sería perjudicial para los trabajadores. Firmaremos una cláusula gatillo y luego nos reuniremos para el segundo semestre”, concluyó.

Inauguración

Garello encabezó el acto de inauguración del nuevo colegio en la capital provincial, una obra con una inversión cercana a los 20 millones de pesos.

garello1

Las instalaciones alcanzan los 600 metros cuadrados, y constan de tres aulas, patio, un salón de usos múltiples, dependencias administrativas, sanitarios, un espacio para taller y un jardín para los hijos de los alumnos que venían desarrollando sus actividades en otras sedes. El origen fundacional de la institución fue en educación no formal, pero hoy sus alumnos transitan la educación formal.

También estuvieron presentes la ministra de Desarrollo Social, Fernanda Alonso, el director del Colegio, Alejandro Nicoletti, y demás funcionarios.

“Ésta es una escuela distinta, porque el Ministerio de Obras Públicas tuvo que interpretar las necesidades de este proyecto educativo garantizando el espacio para los hijos de las jóvenes mamás. Es un proyecto que lleva más de 15 años. Apunta a recuperar a los jóvenes quienes, por alguna circunstancia de la vida, quedaron fuera del sistema. Estamos convencidos de que puedan completar sus estudios y abrirse un camino para ubicarse en la sociedad”, señaló Garello.

La funcionaria describió que las alumnas y los alumnos estuvieron durante este tiempo en otras instituciones donde se les hizo un lugar. “Ellos esperaron y hoy disponen de espacios propios. Vamos para adelante, los jóvenes se lo merecen, es un sueño cumplido. Aquí, en el centro de las ciudad, entre otras escuelas, garantizando a todos nuestros chicos los mismos derechos. Creo que este es un ejemplo de justicia social”, remarcó.

El director de la institución detalló que de este Colegio dependen dos anexos. En Santa Rosa tienen una matrícula de alrededor de 175 chicos, en el anexo de Toay hay 100 alumnos y en otro anexo de Santa Rosa hay otros 90. “Manejamos una matrícula significativa que articula un trabajo entre docentes y asistentes sociales. La idea es que el lugar lo ocupe un chico o chica que realmente lo necesite. Hoy el Estado está presente mejorando, la calidad edilicia e institucional”, finalizó Nicoletti.

Temas en esta nota: