Verna culpa a Camuzzi por la demora en la entrega de casas en Pico

Los adjudicatarios siguen a las espera de 400 casas correspondientes al Barrio Plan Federal del Bicentenario debido a la falta del apto para culminar la obra de gas.

General Pico (Agencia) - Durante su visita a esta ciudad para inaugurar dos nuevas escuelas, el gobernador Carlos Verna volvió a abordar y ampliar algunos temas que ya mencionó en su discurso de la sesión inaugural de la Cámara de Diputados de la Provincia. El tema vivienda nuevamente despertó atención ante el anuncio de que, cuando menos, se demorará tres meses más la entrega de viviendas IPAV en la ciudad, debido a la falta del “apto” para culminar la obra de gas. “Yo supongo que esta semana van a firmar el autorizado y vamos a por fin empezar a trabajar”, deseó el mandatario provincial. 

El déficit habitacional es una de las principales problemáticas que tiene General Pico, donde miles de personas permanecen anotadas en los listados del Instituto Provincial Autárquico de la Vivienda a la espera de una vivienda social que les permita tener un techo propio y no tener que afrontar costosos alquileres o vivir en condiciones de hacinamiento en casa de familiares.

Como parte del Barrio Plan Federal del Bicentenario, después de algunos retrasos de las constructoras, a mediados de 2017 quedaron listos 400 nuevos inmuebles en condiciones de ser entregados. Sin embargo, las puertas siguen cerradas y los adjudicatarios a la espera ya que, si bien se realizó la instalación de toda la red externa, nunca se concretó la conexión domiciliaria del servicio de gas debido a diferentes dilaciones de parte de Camuzzi Gas Pampeana.

“En Pico tenemos 400 casas para entregar, pero van a demorar tres meses porque la obra de gas todavía no se logró iniciar porque están los caños puestos a lo largo de la traza, pero Camuzzi todavía no firmó el apto”, explicó Verna en conferencia de prensa.

“Cuando Camuzzi autorice la obra de gas, el contrato dice cinco meses pero calculamos que se va a hacer en tres, por lo tanto una vez que se logre al autorización, en tres meses estamos otorgando las viviendas”, anticipó y recordó con malestar que “estamos desde noviembre haciendo la gestión”.

Por último, recordó que “ENARSA nos hizo cambiar algunas cosas y nos dijo que decida Camuzzi, que lo nuestro lo aceptó. Ahora le está haciendo alguna observación a la empresa que ganó la licitación en cuanto a los soldadores y a presentar nuevamente el certificado de apto para el medioambiente. Yo supongo que esta semana van a firmar el autorizado y vamos a por fin empezar a trabajar”.

Temas en esta nota: