La UNLPam y las DDJJ: “fueron presentadas en término”

La Universidad de La Pampa emitió un comunicado oficial donde aclara la errónea información difundida por la titular de la Oficina Anticorrupción. La ADU dice que “son ejemplos del desprecio que posee el Gobierno nacional sobre la educación”.

A través de un comunicado oficial, la Universidad de La Pampa salió a aclarar los números que Laura Alonso, titular de la Oficina Anticorrupción, había difundido sobre supuestos incumplimientos en la presentación de declaraciones juradas de los funcionarios universitarios del país.

Alonso difundió en su cuenta de Twitter cifras inexactas y que ni siquiera se condicen con los números que el propio organismo que conduce tiene publicados en su página web. Apenas se limitó a aclarar que “la información sobre declaraciones juradas de universidades públicas corresponde al primer trimestre post vencimiento oficial el 31/7/17” y que las cifras “reflejan los incumplimientos fuera de término”. Pero nunca aclaró las inexactitudes, como que la UNLPam tiene más de 100 funcionarios cuando en realidad son 55. Ese nivel de desprolijidad derivó en furibundas respuestas de las universidades involucradas.

En la UNLPam se limitaron a emitir un comunicado aclaratorio. Apuntaron que la información publicada “no se corresponde con las presentaciones de las declaraciones juradas patrimoniales integrales de la totalidad de las autoridades aludidas, información del año 2016 con vencimiento el 31 de julio de 2017 para el envío de los formularios F 1245/46 desde la plataforma web de AFIP”.

“Ello se apoya en la información obrante en la UNLPam y en los listados de la misma Oficina Anticorrupción, que son accesibles públicamente en su página web. En la misma se identifican 53 declaraciones juradas como ‘transmitidas’. Agregadas a las 2 del listado que la OA identifica como ‘cumplidores’ arroja un total de 55 declaraciones juradas presentadas por los funcionarios de la UNLPam”, subrayaron desde la casa de estudios.

Además, advirtieron que según la información con la cuentan “en todos los casos fueron presentaciones realizadas en término”.

“Respecto del listado de 51 incumplidores, obrante en la página de la OA, se trata en todos los casos de exfuncionarios que cesaron antes de iniciado el periodo de análisis (es decir dejaron de ser autoridad UNLPam en el año 2015) o con anterioridad”, agregaron.

Alonso había difundido que en el caso de la Universidad de La Pampa había dos DDJJ presentadas sobre un total de 106.

Repudio

La Asociación de Docentes Universitarios de La Pampa (ADU) fue mucho más dura en su respuesta a Alonos. Repudiaron el “escrache” y advirtieron que esa acción “no tiene otro objetivo más que desacreditar y sembrar un manto de dudas sobre las universidades de nuestro país”.

“A su vez, esto se suma a los embates judiciales por supuesta malversación de fondos en una causa que impulsa el fiscal Guillermo Marijuán”, remarcaron.

“Estos son ejemplos del desprecio que posee el Gobierno nacional sobre la educación, y en particular las universidades, públicas y gratuitas. Desde ADU repudiamos este nuevo ataque y reafirmamos para el 2018 nuestro compromiso en la lucha por una educación pública, gratuita, laica y de calidad”, cerraron.

Temas en esta nota: