Violencia de género: 10 meses de prision efectiva

La jueza de control, María Florencia Maza, condenó a Carlos David Gatica a 10 meses de prisión de cumplimiento efectivo, por resultar autor material y penalmente responsable del delito de lesiones leves calificadas por la relación de pareja en dos oportunidades en concurso real, en un contexto de violencia de género de acuerdo a la ley 26.485. La víctima fue su pareja.

El fallo de Maza fue dictado a partir de un acuerdo de juicio abreviado alcanzado entre el fiscal el fiscal Walter Martos, la defensora oficial Mariel Annechini y el imputado, un oficial de albañil de 24 años que admitió la autoría de los hechos. La damnificada, al ser notificada del acuerdo, también prestó su conformidad.

En un legajo quedó probado que el 28 de enero de este año, a media tarde, el agresor tomó del brazo derecho a la víctima y la agredió “mediante cachetadas, golpes de puño en la cabeza y patadas, causándole lesiones en el brazo derecho y el parietal izquierdo”.

En la otra causa, la jueza dio por acreditado que el 13 de septiembre, la víctima recibió un mensaje de Gatica pidiéndole que saliera del domicilio donde estaba. Ella lo hizo, junto a su bebé, y se encontró con el imputado, que estaba “en estado de ebriedad”. Comenzaron a discutir, él quiso golpearla en la cabeza, la mujer evitó el golpe y salió corriendo. El acusado la interceptó y le dio “un golpe de puño en el rostro y una patada”. La damnificada fue ayudada “por unos vecinos que pasaron por el lugar, su progenitora llamó a la policía y ésta procedió a la demora” de Gatica.

En ese momento, las partes habían alcanzado un acuerdo de juicio abreviado por el primer hecho, que consistía en una pena de seis meses de prisión en suspenso y reglas de conducta por dos años. No obstante, el acusado se opuso porque se le había fijado una prohibición de acercamiento a su pareja, aduciendo que ello le impediría estar en contacto con su hijo. Maza le dijo que podía pensar en otra salida alternativa o ir a juicio, y había fijado una nueva audiencia para el 14 de septiembre con el fin de hallar otra solución.

Pero justamente el día anterior a la noche fue detenido por la segunda agresión. Así, en ese momento el juez de control Nicolás Casagrande Lorences, en la audiencia de formalización, le dictó la prisión preventiva por 45 días –venciendo el 27 de octubre– “dada la vulnerabilidad de la damnificada y los peligros de persistencia en el accionar del imputado”. Actualmente Gatica permanece detenido en la comisaría de Catriló.

Maza, para dictar la sentencia condenatoria, tuvo en cuenta, en otras pruebas, los informes de los médicos policial y forense, de la Dirección de Políticas de Género de la Municipalidad de Santa Rosa, de la Oficina de Atención de la Víctima y una serie de declaraciones testimoniales.