Racing cortó la racha de Boca

La Academia venció 2-1 al Xeneize en La Bombonera y frenó su marcha triunfal.

Racing Club se apoyó este domingo en su firmeza defensiva, fue más ordenado y se impuso por 2-1 a Boca Juniors en La Bombonera, quitándole además el invicto al perdedor, que sigue en la cima de la Superliga Argentina de Fútbol. Lautaro Martínez puso en ventaja al equipo de Avellaneda en el primer tiempo, empató Darío Benedetto (después lesionado en la rodilla derecha) de penal y ya en la segunda parte, Augusto Solari estableció el marcador que iba a ser definitivo.

El equipo de Diego Cocca contó con los chispazos de Martínez y el buen acopañamiento de Enrique Trivero como argumentos más valiosos en ataque, se protegió bien, con un muy buen trabajo de Sergio Vittor y sostuvo el encuentro sin demasiados sobresaltos. Boca cumplió, por lejos, su más baja producción de mucho tiempo a esta parte, la ausencia del suspendido colombiano Edwin Cardona lo dejó sin elaboración ofensiva y se debatió en una marcada impotencia.

Gran parte de la etapa inicial había transcurrido casi sin acciones de riesgo para los arcos, porque los dos se turnaron en la posesión de la pelota, pero no encontraron asociaciones en los últimos metros de cancha.

Boca había empezado mejor, con Pablo Pérez como motor del medio juego y Cristian Pavón muy activo, pero, en cambio, Benedetto se mostraba muy impreciso y Cristian Espinoza no aparecía. En la medida en que fue perdiéndose Pérez, Racing primero equilibró y después pasó a prevalecer en la tenencia, pero los delanteros Martínez y Triverio quedaban muy separados de los mediocampistas.

Iban 36 minutos cuando por fin construyeron una buena maniobra entre Triverio y Martínez, que recibió la devolución de su compañero y desde fuera del área sacó un muy buen remate que hizo entrar la pelota, tras dar en el poste izquierdo, muy lejos de Agustín Rossi.

Poco iba a durarle la ventaja a Racing porque, tres minutos más tarde, el uuruguayo Nahitan Nández se metió en el área, cayó tras encontrarse con la pierna de Miguel Barbieri y el árbitro Darío Herrera sancionó penal, que Benedetto transformó en gol con derechazo bajo, a la derecha de Juan Musso.

En el comienzo del segundo período Boca se adueñó de la iniciativa, pero, a los 8 minutos, en una muy mala salida de Paolo Goltz, aprovechó Martínez, recostado sobre la izquierda, para colocar una muy buena pelota en el área, Solari picó en diagonal, quedó ante Rossi, lo desacomodó y definió con disparo bajo.

Desde entonces, el visitante retrocedió para esperar y Boca, metido en el campo del adversario, nunca encontró soluciones para darle profundidad a sus avances. Entre sus aproximaciones se contaron un remate desviado de Benedetto a los 13 minutos, un cabezazo muy forzado de Goltz a los 31 y una pelota enviada por Pavón desde la izquierda que cruzó ante el arco a los 33. La mejor de todas iba a ser, ya en el tiempo agregado, un remate de Pablo Pérez, desde fuera del área, que el arquero Juan Musso, en su única intervención comprometida, desvió muy bien al córner. Racing fue el que jugó el partido con más convicción y festejó ante un oponente desdibujado.

Temas en esta nota: