Una aceitera llegó a la Corte para no pagar más de Ingresos Brutos

Logró que La Pampa no le cobre una alícuota mayor. Además, la firma pidió la inconstitucionalidad de la ley tarifaria 2886, que rige desde el año 2016.

La empresa aceitera Entre Ríos Crushing S.A. -que tiene su base de operación en Gualeguaychú y domicilio legal en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires- logró una cautelar para que la Provincia de La Pampa no le cobre una alícuota mayor de Ingresos Brutos por no estar radicada en la provincia. La Corte Suprema aceptó el caso.

La firma Entre Ríos Crushing S.A. presentó una declaración de certeza. Pidió que cese “el estado de incertidumbre en que dice encontrarse frente a la pretensión de la demandada de aplicarle una alícuota diferencial -más alta- en el impuesto sobre los Ingresos Brutos, por la única razón de que la empresa no posee su establecimiento industrial en la jurisdicción demandada”.

Además, la firma pidió la inconstitucionalidad de la ley tarifaria 2886, que rige desde el año 2016.

Considera que algunos artículos de esa tarifaria “afectan el comercio interjurisdiccional y violan de forma directa lo establecido en los arts. 8º, 9º, 10, 11, 16, 28, 31, 75, inc. 1º, 10 y 13, y 126 de la Constitución Nacional, puesto que establecen un tratamiento diferenciado en el impuesto sobre los Ingresos Brutos en razón del lugar de elaboración de los bienes, restringiendo la libre circulación de los productos que el contribuyente comercializa, lo cual constituye una verdadera aduana interior y un trato discriminatorio y desigual para los contribuyentes localizados fuera de la Provincia de La Pampa”.

En su presentación, Entre Ríos Crushing expresa que es una sociedad anónima nacional, que se dedica a la elaboración de aceites y grasas vegetales, cuya planta industrial se encuentra ubicada en Entre Ríos.

El artículo 44 de la ley impositiva 2016 establece un alícuota de 1,5% para las diferentes actividades de industrialización de bienes. Y agrega que si no se realiza la producción en La Pampa, la alícuota se eleva al 2,5%.

Entre Ríos Crushing pidió además que La Pampa “se abstenga de reclamar, ejecutar, efectivizar y percibir por cualquier otro medio el ajuste objeto de discusión y sus accesorios, recargos, multas, embargos o cualquier otra medida precautoria, hasta tanto se dicte sentencia definitiva en la causa”.

También peticionó que se le exija a la provincia “que se abstenga de incluirla en la base de datos de contribuyentes de alto riesgo fiscal y que proceda a la adecuación de las alícuotas aplicables en los distintos regímenes de percepciones y retenciones vigentes a la fecha, con la finalidad de evitar la generación de saldos a favor de su parte”.
La Procuración dictaminó por atender al caso, porque es una cuestión federal.
El pasado martes 13 de junio, la Corte accedió a la cautelar de Crushing Entre Ríos y le corrieron vista a La Pampa.

Temas en esta nota:


Las más vistas